Carmiña Romero llevó su colección Mosaicos al importante desfile

Por: Fernanda Matarrita Chaves 13 septiembre, 2016

San José (Redacción)

Anoche, la diseñadora costarricense Carmiña Romero dio una colorida pincelada de lo que es cada una de las siete provincias de Costa Rica en el prestigioso desfile que se realiza en la gran manzana. Con su colección Mosaicos, con la cual muestra un poco de los pisos de edificios representativos de Costa Rica, Romero se codeó con lo mejor de la moda mundial.

"La colección está basada en un estudio de mosaicos de edificios icónicos de cada provincia, lo digitalicé y lo representé en una pieza textil", explicó Romero. Según la diseñadora, la colección cuenta con 7 piezas principales con las que rinde un homenaje a importantes edificaciones costarricenses.

Fotografía tomada en la VIII Bienal Iberoamericana de Diseño. La misma colección se presentó anoche en el New York Fashion Week.
Fotografía tomada en la VIII Bienal Iberoamericana de Diseño. La misma colección se presentó anoche en el New York Fashion Week.

"Por el lado de San José usamos el Teatro Nacional; en Cartago, la Basílica de los Ángeles; en Alajuela, la Catedral; en Heredia, la Comandancia; para Guanacaste, el Cuartel de Liberia; para Puntarenas, la Capitanía del Puerto y en Limón, la Pensión Costa Rica", mencionó.

Su participación en el New York Fashion Show se dio gracias a la invitación que le extendió el también diseñador costarricense Henry Picado, quien tras varios años ha logrado posicionarse en el mundo de la moda internacional.

"Henry cuenta con trayectoria en New York, todo se dio gracias a que él quería traer diseño nacional a New York. Luego de que valoró varias opciones, me invitó; en pocas palabras podríamos decir que me está apadrinando", contó la diseñadora de 44 años.

Inicios. Esta es la primera ocasión en la que Carmiña se presenta en un desfile internacional, la misma colección que expuso ante centenares de asistentes, la mostró días atrás en la VIII Bienal Iberoamericana de Diseño que se realizó en Costa Rica, y fue gracias a esa demostración que asegura recibió la invitación de su compatriota para participar en la reconocida pasarela.

En esta oportunidad, la participación de la diseñadora –quien tiene 15 años diseñando para niñas, y dos haciéndolo para mujeres– se dio en una de las dos pasarelas laterales que fueron habilitadas justamente para dar una demostración del diseño emergente.

"Fue una superbuena oportunidad estar aquí dos años después de haberme lanzado al mercado del diseño para mujer. Es una verdadera experiencia de aprendizaje y me da mucha exposición pero, sobre todo, es un aprendizaje muy grande", recalcó Romero.

Etiquetado como: