La actividad se trasladó al Ministerio de Cultura tras críticas de diputados por "atentar" contra su seguridad

Por: Fernando Chaves Espinach 31 mayo
Jurgen Pérez muestra el proceso de fabricación de sus artesanías.
Jurgen Pérez muestra el proceso de fabricación de sus artesanías.

Redacción

El Centro Nacional de la Cultura, sede del Ministerio de Cultura y Juventud (MCJ), albergó este miércoles 31 la feria de artesanía del Sistema Penitenciario Arte y Libertad, organizada por el Ministerio de Justicia y Paz con las creaciones de personas privadas de libertad.

La actividad originalmente se realizaría en el bulevar al lado la Asamblea Legislativa, pero diputados de varios partidos se opusieron con vehemencia. "Este tipo de actividades atenta contra la seguridad del Primer Poder de la República, de todos los funcionarios y transeúntes del bulevar de la Asamblea Legislativa y alrededores de la institución", afirmó a La Nación la diputada Natalia Díaz (Movimiento Libertario).

A su reclamo se unieron líderes de otros partidos, como Óscar López, de Accesibilidad Sin Exclusión; Fabricio Alvarado, de Restauración Nacional; Abelino Esquivel, de Renovación Costarricense; y William Alvarado, del Partido Unidad Social Cristiana. Puede leer más detalles sobre esta polémica en este enlace.

Ante la controversia, Justicia decidió reubicar la feria, con más de 40 participantes, y la acogió el Ministerio de Cultura. Ana Helena Chacón, vicepresidenta de la República; Cecilia Sánchez, ministra de Justicia y Paz; Sylvie Durán, ministra de Cultura y Juventud y la diputada Emilia Molina, quien solicitó la realización del evento en el congreso, participaron en el acto de apertura. Aparte de las ventas, se celebraron múltiples actos culturales, como danza, canto y otras presentaciones.

Estas fueron algunas de las piezas exhibidas y vendidas en la antigua Fábrica Nacional de Licores.
Estas fueron algunas de las piezas exhibidas y vendidas en la antigua Fábrica Nacional de Licores.

"Hubo algunas resistencias en la Asamblea Legislativa, pero a nosotros nos parece que también es una cuestión de dignidad de las personas que representamos", dijo el viceministro de Justicia, Marco Feoli, por teléfono, la tarde de este miércoles. "Tenemos una población que está a cargo del Estado y el Estado garantiza que las personas que llevamos son las correctas. Estamos llevando a la gente que tenía que ir a presentar sus productos", afirmó Feoli.

La Nación quiso conocer la opinión de la diputada Díaz, pero por medio de la encargada de prensa del Movimiento Libertario, indicó que, como la feria había sido trasladada de sitio, no daría más declaraciones sobre el tema.

El viceministro agregó: "Creo que cuando pasan estas cosas quienes quedan retratados son quienes hacen gala de sus juicios, prejuicios y miedos. Es una forma de visiblizar a quienes tienen una mente cerrada. De igual forma, puede ser que en la noche recuerden la feria y digan, mirá, quizá estaba equivocado". Este año se han realizado ferias similares en Alajuela y en el Registro Público; se planean más en comunidades como Guápiles.

Carlos Galeano muestra algunas de sus obras en el Centro Nacional de Cultura.
Carlos Galeano muestra algunas de sus obras en el Centro Nacional de Cultura.
Desde artículos para el hogar hasta decoraciones, las personas privadas de libertad ofrecieron productos creados en los distintos centros de atención integral.
Desde artículos para el hogar hasta decoraciones, las personas privadas de libertad ofrecieron productos creados en los distintos centros de atención integral.
Raúl Cascante baila con su madre, Talía Castro, en el Centro Nacional de Cultura.
Raúl Cascante baila con su madre, Talía Castro, en el Centro Nacional de Cultura.
Jorge Thomlinson aprecia algunas de las creaciones de Alex Meléndez.
Jorge Thomlinson aprecia algunas de las creaciones de Alex Meléndez.