6 abril, 2016
Frente a gases lacrimógenos, la niña de la pintura llora con la bandera de Francia detrás de la cabeza. La obra fue colocada cerca de la embajada francesa en Londres.
Frente a gases lacrimógenos, la niña de la pintura llora con la bandera de Francia detrás de la cabeza. La obra fue colocada cerca de la embajada francesa en Londres.

Roma

La única obra conocida existente en Italia del enigmático rey del grafiti, el británico Banksy, La virgen con la pistola, fue protegida en Nápoles (sur de Italia) con una placa de vidrio tras una petición popular en Internet, informaron fuentes de prensa locales.

La obra, que representa a una virgen con una pistola en lugar de la aureola, es una suerte de alegoría de la curiosa mezcla que los napolitanos hacen de catolicismo y criminalidad, de sacro y profano, y corría el riesgo de deteriorarse.

Banksy, el seudónimo de un prolífico artista del "street art" (arte callejero), autor de piezas satíricas sobre la política, la cultura y la moral y admirado por su técnica, oculta su identidad real desde hace años, lo que ha aumentado su popularidad en todo el mundo.

Gracias a la petición lanzada por Alessandro Bello en la página Change.org, firmada por más de 16.500 personas, en la que solicitaba a la municipalidad la protección de la obra que se encuentra en pleno casco histórico de la ciudad, el trabajo de Banksy no se desvanecerá.

"Hace pocos días fue colocada una placa de vidrio conforme a lo solicitado en mi petición, pero gracias a una persona privada y no a la municipalidad", contó Bello a la prensa.

Otro grafiti que Banksy realizó en Nápoles, con la imagen de un santo, fue cubierto con otros dibujos en 2010.

Numerosas obras de Banksy, realizadas durante sus recorridos por todo el mundo, se han destruido, pero debido al alto valor comercial que ha alcanzado eso está ocurriendo con menos frecuencia.

Etiquetado como: