Por: Doriam Díaz 20 noviembre, 2016

A finales del siglo XIX y en las primeras décadas del siglo XX, la burguesía que definía el destino de Costa Rica sí soñaba con los goces de Europa y quiso reflejar ese afán en la ciudad de San José y en sus gustos.

Así lo muestra plenamente la exposición Ciudad y burguesía, San José de 1880-1930 , que se exhibe en las bellísimas Casas de los Comandantes del Museo Nacional de Costa Rica (frente a la plaza de la Democracia).

Se trata de otra de las muestras del Paseo de los Museos, un recorrido por diferentes espacios en que se reflexiona acerca de la ciudad y sus utopías.

Por medio de fotografías, objetos, tarjetas y sobres postales, dibujos y pinturas se recrea la óptica burguesa de la época liberal acerca de la urbe.

Vista de Cuesta de Moras, fotografía de Manuel Gómez Miralles realizada en la década de 1910.
Vista de Cuesta de Moras, fotografía de Manuel Gómez Miralles realizada en la década de 1910.

“La ciudad se construye bajo el ideal burgués; era el símbolo de la burguesía de la época liberal”, detalla Gabriela Villalobos, curadora de esta exhibición.

La arquitectura, los patrones de consumo (moda, comercio y cultura) y hasta las formas de representación eran congruentes al expresar la visión europeizante que nos marcaba.

De paseo por las Casas

Ciudad y burguesía, San José de 1880-1930 toma las Casas de los Comandantes, que son salas anexas al antiguo Cuartel Bellavista, y las convierte en el más grande objeto expuesto, ya que estas edificaciones fueron construidas a finales del siglo XIX.

Tras una enorme restauración hace siete años, estas estructuras son verdaderas joyas imperdibles.

Adrede se eludieron las imágenes más comunes sobre San José, sus espacios y gente. Por ello, detalló Villalobos, recurrieron a la colección de tarjetas postales y sobres comerciales de Álvaro Castro Harrigan.

Uno de los dibujos sobre la ciudad realizado por Enrique Echandi.
Uno de los dibujos sobre la ciudad realizado por Enrique Echandi.

En las representaciones se puede ver al lechero, al vendedor de canastas, así como los paisajes y los parques josefinos.

Sin duda, los sobres comerciales se roban la atención de los visitantes porque muestran la exquisitez con que se trabajaba la publicidad de diferentes marcas para viajar por el mundo.

Verá los ejemplares de la Cervecería Traube, la Tabacalera Costarricense y la Joyería Müller, entre otros.

En aquella época había pocas pruebas de los contrastes que sí había en la capital, por eso sobresalen fotos en que se ven los barrios y poblaciones más pobres.

La exposición cuenta también con obras de los artistas Enrique Echandi, Juan Manuel Sánchez y Virginia Vargas.