El crédito se estrena en la sala Vargas Calvo. Dirigida por Leonardo Perucci, es la historia de un hombre que pide un préstamo solo con su palabra de honor

Por: Arnoldo Rivera J. 9 julio, 2015
Protagonista. Arturo Campos (izquierda) y Bernardo Barqu cred
Protagonista. Arturo Campos (izquierda) y Bernardo Barqu cred

Antonio es un buen hombre que necesita plata, y rápido; por ello, se dirige al banco a solicitar un crédito y pone su palabra de honor como su garantía.

La entidad bancaria le niega el préstamo, porque no posee bienes o propiedades que puedan ser hipotecadas.

Antonio, muy urgido de dinero, le dice al encargado que por esa negativa deberá hacer algo que destrozará a su familia...

Tal es la trama de El crédito, obra que se estrena hoy, jueves 9, en la sala José Joaquín Vargas Calvo, detrás del Teatro Nacional (calle 5, avenidas segunda y central), a las 8 p. m.

Arturo Campos y Bernardo Barquero son los protagonistas de esta puesta en escena –en clave de comedia–, dirigida por Leonardo Perucci.

“Todos tenemos deudas, porque el sistema económico, capitalista y neoliberal, nos traga. Es un sistema que se nos sale de las manos, porque a quienes le debemos, le deben plata a otros”, comentó Arturo Campos, quien también es el productor de la obra.

Así, Antonio es una parábola de cualquiera de nosotros y las dificultades nuestras de todos los días con la billetera.

Campos agrega que esta es una pieza adecuada a los tiempos actuales, en los que se valora más el tener que el ser.

“Es algo terrible: usted vale si tiene cosas materiales, ni hablar de la palabra de honor, ya no se respeta”, se lamentó.

Con risas. Escrita por Jordi Galcerán, El crédito –aunque no parece– es una comedia, ya que enseña una máxima: las cosas más serias de la vida se dicen con humor.

“Creo que es un acierto del autor hacerla como una comedia; de lo contrario, sería dolorosísima, ya que todos nos podemos ver identificados”, comentó.

De acuerdo con Campos, el martes pasado, en el ensayo general con público, gustó bastante.

“Las situaciones que se ven son muy divertidas, hasta absurdas si se quiere”, añadió el actor y productor, quien conoció la pieza cuando estuvo en España.

“Me agradó mucho y me pareció que era adecuada para una sala pequeña.

“Por suerte, yo conozco al representante y me la dieron a pura confianza. Además, tengo la suerte de contar con Leo (Perucci) como director”, comentó.

El crédito se exhibirá de jueves a sábado, a las 8 p. m., hasta el 30 de agosto. Los domingos las funciones serán a las 5 p. m.