El filme conquistó el premio del jurado de la competencia local Made in Costa Rica

Por: Alexánder Sánchez, Fernanda Matarrita Chaves 23 octubre
'Paul está aquí', de Valentina Maurel, el mejor cortor del Made in Costa Rica 2017.
'Paul está aquí', de Valentina Maurel, el mejor cortor del Made in Costa Rica 2017.

"Por la alta calidad narrativa de su guion, la interacción en la psicología de sus personajes y la efectiva dinámica de montaje", el jurado de la competencia Made in Costa Rica, del Festival Internacional de Cortos Shnit, otorgó el premio principal del certamen a Paul está aquí ( Paul est Iá), de Valentina Maurel.

Los jueces, además, consideraron que la producción de Maurel mereció el galardón por elaborar una destacada puesta en escena, con elementos "visuales y sonoros, que evidencian un trabajo de producción y estético de gran nivel".

El corto, de 24 minutos, retrata un momento de la vida Jeanne, quien se da cuenta que Paul ha regresado pero ni Jeanne ni él saben por qué.

"Son dos días extraños en la vida de Jeanne. Paul ha decidido regresar a su vida, pues es un personaje de su pasado", explicó de forma sintética Maurel, cuyo corto fue su tesis de graduación en la escuela belga de cine INSAS.

La cineasta, quien se encuentra en Bélgica, conversó brevemente con La Nación manifestando su alegría por el reconocimiento.

"Estoy por supuesto sumamente contenta. Le agradezco al festival Shnit solo el hecho de haberme dado la posibilidad de volver a proyectar mi corto en Costa Rica. Yo ya con poder compartirlo con el publico tico estaba feliz, aunque desgraciadamente no pudiera asistir al festival porque estoy en el extranjero.

"¡Ganar un premio siempre es una sorpresa!, es súpergratificante, porque es una invitacion a seguir haciendo cine, y en este caso seguir creyendo en el formato corto que ofrece tantas posibilidades creativas.

"Así que me parece genial que exista una vitrina como el Shnit que es súperimportante en un país en el que está naciendo toda una generacion de nuevos cineastas", aseveró.

Paul está aquí es un corto cuya calidad ya fue probada internacionalmente; de hecho, en mayo ganó el premio principal de la sección Cinéfondation, importante apartado del Festival de Cine de Cannes.

El premio del jurado, del Made in Costa Rica, otorgará a la producción de Maurel dos días de equipo fílmico, que incluyen una cámara Alexa Mini con óptica de cine, además de un camión de luces y gripería.

También tendrá derecho a contar con un asistente de cámara, transporte y seguros con un valor de $14.000.

El jurado del Shnit también entregó dos menciones de honor: una fue para Elena, de Ayerím Villanueva, y otra para Umbral, de Federico Montero.

Aplauso de la gente. El premio del púbico, por su parte, lo conquistó el cortometraje Umbral, de Federico Montero.

Fotograma del cortometraje 'Umbral', de Federico Montero.
Fotograma del cortometraje 'Umbral', de Federico Montero.

"Uno no hace ni crea con el objetivo de ganar. Decidí un día apostar a no entender tanto y darle espacio a sentir y lo que me afirma este reconocimiento es que esa emoción se transmite, así que ¡misión cumplida! Muchas Gracias al Shnit, a su equipo y a todos mis grandes amigos que hicieron posible que Umbral naciera y comience ahora a dar sus pasos solo... Umbral: Mención de Honor del Jurado y Premio del Público Festival Shnit 2017", escribó Montero en su Facebook.

Este reconocimiento -que se gana por medio del voto- le dará a Montero el derecho de utilizar, por un día, una cámara Epic Dragon con óptica de cine, así como un camión de luces y gripería.

Igualmente, este premio incluye asistente de cámara, transporte y seguros con un valor de $6.000.

"Con estos premios queremos que los ganadores del Made in Costa Rica mejoren la calidad de sus futuros trabajos", explicó hace un par de días Josué Fischel, director del Shnit en Costa Rica.

Este domingo 22, el Shnit San José 2017 llegó a su fin con el anuncio de los ganadores de la contienda tica, el último bloque de la competencia Internacional y, por último, el Best of 2017, bloque que exhibirá los mejores cortos del certamen.

Buena convocatoria

Josué Fischel detalló que la asistencia al Shnit de este año se mantuvo en comparación con el anterior. El director del festival destacó el crecimiento en participación internacional.

"La asistencia se mantuvo, el año pasado recibimos 4800 personas y este año fueron casi cinco mil. Es un crecimiento leve pero hay mayor apoyo a todas las actividades, no solo se vio afluencia en el Made in Costa Rica se apoyaron mucho las sesiones internacionales y Sabor local. Hay que destacar que hubo crecimiento en la competencia internacional, este año trajimos 61 cortos; también había tuvimos otras secciones como la erótica, animados, documentales, tuvimos poco más de 100 producciones. En síntesis tuvimos buena concurrencia de gente, mayor apoyo nacional y creció la afluencia internacional.

Aunque éxitosa, Fischel considera que para el próximo año hay un mayor potencial que quieren explotar, ejemplo de ello sería el uso de las dos salas del Cine de Magaly como punto de reunión.