Un gran director. El actor mexicano está fascinado con la forma de trabajo del director estadounidense. La película se estrenará oficialmente en EE. UU. el 31 de diciembre

 24 diciembre, 2015

Los Ángeles. EFE Demián Bichir se adentra en el violento y cómico universo de Quentin Tarantino con The Hateful Eight , un wéstern ambientado en los años posteriores a la Guerra Civil estadounidense (1861-1865) donde el actor mexicano experimentó “el placer” de trabajar con el célebre cineasta.

Advertencia. Así se verá Bichir en la película The Hateful Eightes . El actor está consciente de que habrá gente que se escandalice por la violencia de la película, como es habitual con Tarantino. AFP
Advertencia. Así se verá Bichir en la película The Hateful Eightes . El actor está consciente de que habrá gente que se escandalice por la violencia de la película, como es habitual con Tarantino. AFP

“Fue todo lo que imaginé y más”, indicó el intérprete de 52 años, quien dijo que Tarantino es “generoso y cariñoso, una persona libre y sin miedo.

The Hateful Eight es una historia donde nada es lo que parece y con ecos de las novelas de Agatha Christie. Para Navidad tendrá un estreno limitado.

“Me hicieron sentir en familia”, afirmó el intérprete mexicano. En su caso, tras la primera lectura del guión acompañado por los demás actores, recuerda llegar a casa y decirle a su esposa: “¡Qué lindos son todos!”.

Del proceso que sigue Tarantino como director, el mexicano destaca algo que sucedió durante los ensayos y que recuerda con mucho cariño.

“El día que nos veíamos todos las caras por primera vez nos confesó que estaba nervioso. Me pareció encantador por su parte, un gesto que lo define muy bien”, rememoró sobre las palabras del cineasta ganador de dos Óscar.

“Es probable que lo dijera para relajarnos porque los nerviosos éramos nosotros o al menos yo lo estaba. Ese momento lo humanizó. Y digo humanizó, porque parece que los genios no son terrenales”, manifestó.

Pocos podrían imaginar que el interés de Tarantino por Bichir nació en el rodaje de Machete Kills , la cinta de Robert Rodríguez donde el mexicano intervino en 2013. Rodríguez, tal y como explicó a EFE, no dudó en sugerir a su amigo Tarantino que contase con Bichir en el futuro, ya que lo consideraba un actor “fantástico”.

A Tarantino le picó la curiosidad y preguntó a Courtney Hoffman, su habitual diseñadora de vestuario, si conocía al actor, y resultó que Hoffman era una enorme fan de la serie Weeds , en la que Bichir compartía escenas junto a Mary-Louise Parker.

“Creo que su reacción fue: ‘¿Qué? ¡Demián es maravilloso!’. Y eso animó a Quentin a llamarme, así que le estaré eternamente agradecido a Robert por eso”, declaró el actor.

Tarantino y Bichir se encontraron durante una cena en honor de Diane Kruger, compañera del mexicano en la serie The Bridge y actriz del cineasta en Inglourious Basterds (2009).

Allí, el director le comentó que llevaba una semana haciendo “un maratón de Bichir”, poniéndose al día con sus series y películas.

“Y mi respuesta fue: ‘¿por qué no aprenden todos los directores de ti? ¿Por qué no hacen eso y se preocupan por conocerte mejor en vez de pedirte una audición?’”, detalló entre risas el actor, para quien ya era un honor el simple hecho de que Tarantino estuviera interesado en enviarle el guión en el que estaba trabajando.