Llamadas y envío de mensajes desde Internet obligan a ajustar estrategia

Por: Juan Fernando Lara 26 febrero, 2013
Pantalla completa Reproducir
1 de 8

Barcelona. Ayer, en el Congreso Mundial Móvil, llovieron los anuncios de teléfonos inteligentes más baratos, justo cuando fabricantes asiáticos atizan la competencia y los operadores telefónicos intentan meterse de lleno a Internet.

A la fuerza o por gusto, no tienen otra por culpa de apps como Tango, Viber o Whatsapp, que golpean sus ganancias por envíos de mensajes de texto y servicios de voz ahora menos usadas por sus clientes.

Por eso, fijan su atención en mercados emergentes donde es baja la penetración del smartphone.

No por casualidad, César Alierta, presidente de Telefónica, destacó ayer en el Congreso la importancia del lanzamiento del sistema Firefox OS, de Mozilla, que apoya un modelo de Internet abierto, privado, seguro y transparente. “Para Telefónica y el sector de telecomunicaciones, en conjunto, Firefox OS es una iniciativa estratégica muy importante para cambiar la cadena de valor que prevalece en el mundo digital”, afirmó.

Un ecosistema abierto permitiría a los operadores colocar smartphones baratos, sin subsidiar aparatos caros como un iPhone. Además, un eventual uso de Firefox OS daría a los operadores acceso a las aplicaciones y servicios dominados por Google y Apple, gigantes de la web, hoy metidos hasta la cocina en la finca del operador: telefonía.

Ahí está Facebook, por ejemplo, empeñada en ser una fuerza dominante de la web al anunciar ayer alianza con 18 operadores en 14 países, para permitir a los clientes de estos el acceso gratis o con descuento a sus servicios de chat y su app Facebook for Every Phone .

La mayoría de socios incluyen mercados emergentes como Brasil, Tailandia o países árabes, lo cual podría traerle nuevas suscripciones a la red social y, con ello, ganancias por publicidad.

Día de anuncios. Así, parece racional que Nokia remozara su línea de teléfonos Lumia con los modelos 520 y 720, de rango medio de precio, pero mejoras en sus cámaras, Windows 8 y procesadores Snapdragon S4 de dos núcleos; atributos todos antes reservados solo para celulares más costosos.

Stephen Elop, director ejecutivo de Nokia, anunció un pacto con China Mobile para introducir estos modelos en ese mercado desde donde la competencia arrecia.

El fabricante chino Huawei presentó su Ascend P2 con una velocidad de 1.5 GHz, gracias a su procesador de cuatro núcleos, listo para red 4G, pantalla de 4,7 pulgadas y cámara de 13 megapíxeles (MP).

Huawei planea venderlo este semestre en suelo europeo unos 200 euros más barato que un iPhone 5 o el futuro Galaxy IV, cuyo lanzamiento Samsung confirmó ayer para el próximo 14 de marzo.

Otra sorpresa la dio Sony con su Xperia Z Tablet, complemento del teléfono Xperia Z anunciado por el gigante japonés en enero.

La tableta de siete milímetros de grosor y 425 gramos de peso, llega con 10 pulgadas de pantalla, cámara de 8,1 MP, 2 Gigabytes (GB) de memoria RAM y 32 o 64 GB de almacenamiento. Como el teléfono, la Xperia Z Tablet resiste hasta 30 minutos sumergida en agua; eso sí, el límite de resistencia es un metro. También en exhibición, el taiwanés HTC mostró su HTC One con cuerpo de aluminio, 4,7 pulgadas de pantalla, 2 GB de memoria RAM, dos altavoces al frente, cámara de 4 MP y un procesador de cuatro núcleos. Si extraña la Navidad, ya puede ir ahorrando por ella.

Etiquetado como: