19 octubre
Parte de la publicidad de Apple de su último Apple Watch
Parte de la publicidad de Apple de su último Apple Watch

México

Más allá de ser un accesorio que busca facilitar las tareas cotidianas, las aplicaciones de los relojes inteligentes contribuyen a conservar la salud de sus dueños, así lo demostró esta semana James Green, un usuario de 28 años del Apple Watch.

A través de HeartWatch, Green fue alertado sobre un cambio significativo en su presión arterial que continuamente estaba por encima de su frecuencia cardíaca en reposo, de 54, incluso cuando estaba sentado en su escritorio.

"Eso junto con otros síntomas que estaba teniendo eran suficientes datos para actuar. Me di cuenta de que no era un ataque de pánico, ya que tengo una ansiedad generalizada grave, sino que era algo más".

Efectivamente, luego de acudir con un especialista le detectaron un coágulo de sangre pulmonar que de no haberse tratado, hubiese resultado fatal.

Según compartió Green a los medios, a pesar de que el modelo de su Apple Watch ya no recibe actualizaciones, el constante monitoreo fue suficiente para prevenirlo sobre el estado de su salud y salvar su vida.

Al enterarse del caso, David Walsh, el creador de la aplicación, dijo sentirse orgulloso de los resultados, pues precisamente desarrolló el sistema para prevenir a los usuarios luego de que en su padre muriera a los 56 años debido a un problema cardíaco repentino.

Etiquetado como: