Se espera que Lenovo e Intel, como proveedor de procesadores, reanimen el mercado el próximo año

Por: Carlos Cordero 2 octubre, 2014
Apple impulsó el crecimiento acelerado del mercado de tabletas con su iPad, que sigue posicionada como dispositivo de alta gama.
Apple impulsó el crecimiento acelerado del mercado de tabletas con su iPad, que sigue posicionada como dispositivo de alta gama.

Apple y Samsung lideran el mercado de las tabletas desde que el iPad y luego la Galaxy empujaron las ventas en los diferentes segmentos. Sin embargo, la carrera por tercera posición está en juego y calienta entre Lenovo, Amazon y ASUS, principalmente, cuando las ventas apenas crecieron 2,5%.

Según la firma ABI Research también hay otros proveedores emergentes disputando esa tercera plaza, en una industria con una agresiva naturaleza competitiva y el aumento sustancial de marcas.

ABI indica que, durante 2013, el mercado de las tabletas explotó con nuevos dispositivos abrumando a los consumidores que ahora presionan a los líderes.

Así, en el primer semestre del 2014, según esa compañía, Samsung y Apple experimentaron descensos en sus dominios. Al inicio del año ambas firmas dominaban el 72% del mercado global, pero a mitad del año es cuota se redujo a 66%.

La madurez del mercado se muestra las oportunidades para que los proveedores emergentes puedan ir cerrando las brechas con los líderes.

Entre los emergentes se encuentran fabricantes de computadoras de China y Taiwán que entran a un mercado más maduro con una intensa competencia de precios y vendedores establecidos que ofrecen servicios expansivos y multitud de aplicaciones.

De hecho ABI considera que el éxito de los fabricantes emergentes requiere una estrategia de implementación planificada que incluya un paquete de soluciones completo para los usuarios finales.

La reanimación del mercado vendría de firmas como Lenovo e incluso Intel, al punto que los dos son considerados como como los motores de crecimiento para los próximos años, dada la montaña rusa que viven las tabletas de Apple y Samsung.

Intel continúa mostrando progresos hacia su meta de 40 millones de dispositivos alimentados por sus procesadores en 2014 dentro de la cadena de suministro de componentes para las tabletas.

Para el próximo año se espera que las alianzas de Intel con fabricantes de China y Taiwán impulsen las ventas de tabletas.