Molestia de usuarios sobrevino por exigencia de compañía a utilizar el nombre legal al identificarse en perfil

Por: Juan Fernando Lara 2 octubre, 2014
 Las drag queens, de izquierda a derecha, Lil Miss Hot Mess, Sister Roma y Heklina explicaron ayer a la prensa en San Francisco su batalla con Facebook y sus políticas de identificación.
Las drag queens, de izquierda a derecha, Lil Miss Hot Mess, Sister Roma y Heklina explicaron ayer a la prensa en San Francisco su batalla con Facebook y sus políticas de identificación.

San José.

Facebook se disculpó ayer públicamente con la comunidad LGBT (siglas en inglés que identifican globalmente a lesbianas, gais, bisexuales y personas transgénero) debido a reclamos luego que la compañía suspendiera las cuentas a usuarios de esa comunidad quienes se identificaban con seudónimo en vez de su nombre legal. Tras una reunión con miembros de este colectivo, la empresa acordó suavizar sus normas.

Hasta ayer, la política de usuario en esa plataforma exigía que sus usuarios utilicen su nombre verdadero al margen de su seudónimo en la red social. El conflicto surgió cuando alguien reportó hace unas semanas como falsas las cuentas en Facebook de cientos de personas pertenecientes al colectivo afectado.

Como parte del protocolo de verificación de identidad de Facebook, la empresa obligaba a las personas afectadas a aportar algún tipo de verificación de identidad basándose en algún documento donde figure su nombre legal.

Esto indignó a los afectados pues, para ellos, su nombre verdadero no necesariamente es hoy la identidad legal con la cual nacieron. El paso siguiente, conforme las reglas anteriores, era suspender cuentas a quienes incumplían.

No obstante, hubo personas de la comunidad LGBT, específicamente drag queens y drag kings, que obvian el requisito por identificarse con sus nombres artísticos. Por hacerlo, Facebook les suspendió la cuenta.

Luego de dos semanas de fricciones, hoy estaba previsto en San Francisco una manifestación en contra de la compañía. Sin embargo, tras una reunión ayer entre miembros de esa comunidad y Facebook, las partes llegaron a un acuerdo y ayer mismo hubo un "mea culpa" de la principal red social del planeta.

Ahora la marcha prevista se convertirá en un desfile de victoria.

"Nuestra política nunca ha sido exigir a todos en Facebook que usen su nombre legal. El espíritu de nuestra política es que todo el mundo en Facebook utilice el nombre que utiliza en la vida real. Para la Hermana Roma es Hermana Roma, Lil Miss Hot Mess es Lil Miss Hot Mess" expresó ayer Chris Cox, gerente de producto Facebook.

Coz hacía así referencia Sister Roma, una de las personas afectadas y parte del grupo Hermanas de la Indulgencia Perpetua; una de los organizaciones en San Francisco que más activamente lideró las protestas.

En su mensaje publicado ayer, el vocero también expresa: "Quiero pedir disculpas a la comunidad afectada de drag queens, drag kings, transexuales, y una extensa comunidad de nuestros amigos, vecinos y miembros de la comunidad LGBT por las penurias que les hemos hecho pasar en el trato de su cuentas con Facebook en las últimas semanas".

Sin embargo, en su declaración Facebook no afirma que abandonará su proverbial insistencia a utilizar nombres reales. Tampoco se ha informado exactamente qué cambios específicos hará pero la verificación de nombres reales permanece como una de sus prioridades.

Conforme varios medios de prensa estadounidenses, lo que sí hará Facebook es tomar varios pasos adicionales para entender porqué un seudónimo se utiliza en vez de un nombre real y tomar una actitud más activa para indagar si lo permite.