Por: Carlos Láscarez S. 30 abril, 2013

Gerardo Fallas Rodríguez, de 50 años, murió anoche tras rozar un cable primario con un tubo que pretendía soldar en una estructura.

El hecho ocurrió a las 6:20 p. m. en un pequeño balcón de un edificio de apartamentos, situado 300 metros al este y 50 al norte de la iglesia católica del barrio San Cayetano, en San José.

Según vecinos consultados, cuando Fallas recibió la mortal descarga, llovía un poco, lo que pudo haber mediado en su deceso.

Porfirio López, cuñado de Fallas, comentó que, meses atrás, este se ganaba la vida como pulpero, pero tuvo que cerrar el negocio.

Luego de eso, Fallas, conocido como Paisa, se dedicaba a trabajos de mantenimiento, pintura y soldadura en casas y edificios. Vivía en barrio La Cruz, San José, y tenía 18 años de convivir con Flor de María López. Agentes del OIJ levantaron el cuerpo a las 8:30 p .m.