Por: Carlos Láscarez S. 5 mayo

Oficiales del Programa Regional Antidrogas (PRAD) de la Fuerza Pública, en conjunto con el Instituto Costarricense sobre drogas (ICD), evitaron este viernes que se realizara una fiesta donde se iba a vender licor a colegiales.

La acción policial se efectuó dentro de una propiedad en el centro de Turrialba, la cual había sido alquilada para ese fin.

Oficiales del Programa Regional Antidrogas (PRAD) clausuraron el lugar donde se iba a realizar la fiesta.
Oficiales del Programa Regional Antidrogas (PRAD) clausuraron el lugar donde se iba a realizar la fiesta.

Guillermo Araya, director del Instituto Costarricense sobre Drogas (ICD), manifestó que lograron intervenir antes de que se realizara la actividad.

"Tratamos de intervenir antes de que se de el acontecimiento, donde están en riesgo jóvenes por el consumo de alcohol y drogas", manifestó Araya.

El funcionario añadió que en este caso se acercaron al dueño de la propiedad y le explicaron los riesgos que corrían los menores, así como su posible responsabilidad en el hecho, por lo que decidió colaborar.

La fiesta fue organizada por medio de una red social, a la cual tienen acceso los jóvenes.

Allí se indicaba que la actividad era de 6 p. m. a la medianoche de este viernes y que se iba a vender cerveza a ¢1.000 y dos chiliguaros por ¢1.000. La entrada tenía un costo de ¢2.000 ese mismo día.

Durante el año 2016 se detectaron 15 fiestas de ese tipo, 10 de las cuales fueron intervenidas y las otras cinco se frustraron. Lo que procede es la detención de los buses antes o al final.

En lo que llevamos del año, ya suman tres fiestas, dos de las cuales se pudieron evitar.

Etiquetado como: