Manejo de esos materiales se hacía sin los permisos que por ley deben tramitarse

Por: Hugo Solano 10 septiembre, 2014

Una carga de explosivos, cables y detonadores fue decomisada por oficiales de la Fuerza Pública en una finca de la zona conocida como Bajo Solano de Cervantes, cantón de Alvarado, Cartago.

En el sitio sorprendieron a un hombre de apellido Álvarez, quien al parecer cuenta con experiencia en la elaboración de este tipo de material, pero no así el permiso que ordena la ley para manipular explosivos en dicha zona.

Por el peligro que conlleva la manipulación de estos materiales el Ministerio de Seguridad exige un permiso especial.
Por el peligro que conlleva la manipulación de estos materiales el Ministerio de Seguridad exige un permiso especial.

La carga fue localizada después que en un retén de la Fuerza Pública un conductor informó a la Policía que en las cercanías se estaba manipulando explosivos.

Los materiales y otros artículos fueron decomisados para su traslado a la Fiscalía de Cartago, donde se tramita el caso.

Álvarez quedó a la orden del Ministerio Público.