Desatendieron señal de alto y Fuerza Pública los siguió

Por: Hugo Solano 4 noviembre, 2016
Los dos muchachos detenidos en Orotina quedaron a la orden de la Fiscalía local.
Los dos muchachos detenidos en Orotina quedaron a la orden de la Fiscalía local.

Dos jóvenes de 20 años, que huían en un carro robado, cayeron en manos de oficiales de la Fuerza Pública de Orotina luego de una persecución, la mañana de este viernes.

Los jóvenes, de apellidos Amaya y Barquero, no se detuvieron al ser intervenidos por una patrulla de la Fuerza Pública local, según dice un boletín de Ministerio de Seguridad Pública.

La patrulla comenzó una persecución que concluyó en la localidad de Uvita, en el distrito de La Ceiba.

El director regional de la Fuerza Pública, Randall Picado, informó de que los sujetos se movilizaban en automóvil Nissan Versa, 2015, sustraído el 28 de octubre anterior en Mata de Limón, del cantón puntarenense de Esparza.

Dicho vehículo es propiedad de un médico de la zona, quien interpuso la respectiva denuncia judicial.

En el lugar de la captura el Nissan Versa robado recibió un golpe en el búmper al pegar contra una cerca.
En el lugar de la captura el Nissan Versa robado recibió un golpe en el búmper al pegar contra una cerca.

Oficiales de la Fuerza Pública de Orotina que patrullaban en Uvita se toparon con el auto, al cual decidieron interceptar porque sus características eran idénticas al reportado como robado.

El conductor no se detuvo y aceleró en un intento por burlar esta acción policial pero sin éxito, debido a la rápida intervención de los agentes policiales que lograron alcanzarlo y lo obligaron a detenerse.

Amaya y Barquero fueron esposados y trasladados a la Fiscalía local.

Ninguno tienen cuentas pendientes con la justicia.

El caso quedó en investigación.

Etiquetado como: