Se acogieron a proceso de conciliación y no podrán ingresar a ese Parque Nacional

Por: Hugo Solano 3 septiembre, 2013

La dirección regional del Área de Conservación Osa, del Ministerio de Ambiente y Energía (Miane) informó que ocho infractores detenidos en febrero y marzo por extracción ilegal de oro, se acogieron al proceso de suspensión a prueba, por un periodo de tres años.

En adelante a los sujetos, provenientes de diversas comunidades de Puerto Jiménez de Golfito, se les prohíbe ingresar al Parque Nacional Corcovado, ni realizar labores de extracción de oro por un periodo de tres años. Además, deberán realizar 90 horas de trabajo social en la Reserva Forestal Golfo Dulce, en el sector de Rancho Quemado.

Además deben recibir seis charlas de educación ambiental sobre la importancia ecológica del Parque Nacional Corcovado y el impacto ambiental que genera la extracción de oro, en esa área protegida.

En caso de incumplimiento del proceso y de sus actividades, los infractores se exponen a ser llevados a juicio por incumplimiento de lo que establece el artículo 139 del Código Minero. Varios oreros han sido procesados por delitos similares.

Dichas medidas son el resultado de tres audiencias que realizaron en el Centro de Conciliación del Segundo Circuito Judicial de la zona sur, sede Golfito, por infracción al código de minería.

Las capturas de oreros son constantes cerca del río Rincón.
Las capturas de oreros son constantes cerca del río Rincón.

“Esperamos con estos procesos mandar un mensaje claro a las personas que extraen oro en forma ilícita en el Parque Nacional Corcovado. No habrá impunidad”, señaló Etilma Morales, Directora Regional del Área de Conservación Osa.

Añadió que estarán vigilantes del cumplimiento del proceso de suspensión a prueba y espera que la participación de esas personas en las actividades que realiza el Área de Conservación Osa, generen una sensibilización para reducir la extracción ilegal de oro en el Parque Nacional Corcovado.