Hombre de 53 años se mostró muy inquieto en vuelo que venía de Colombia

 26 febrero, 2015

Alajuela. El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) investiga si un rumano se suicidó al colgarse con una faja en el baño de un avión de la aerolínea Avianca, procedente de Bogotá, Colombia. Este aterrizó ayer a las 9:05 a. m. en el aeropuerto Juan Santamaría, en Alajuela.

El cuerpo fue encontrado por los tripulantes de la aeronave y una mujer de 35 años, quien acompañaba al fallecido, poco antes de que el aparato tocara tierra en suelo costarricense.

La Policía Judicial identificó al fallecido como Comana Costel, de 53 años. El cuerpo fue sacado del avión a las 11:26 a. m. y llevado al Complejo de Ciencias Forenses, en San Joaquín de Flores, Heredia, para hacerle la autopsia.

Francisco Segura Montero, director del OIJ, dijo anoche que todavía no tenían el resultado de ese procedimiento médico.

La situación produjo gran movimiento, ayer en la mañana, en el aeropuerto Juan Santamaría. | EYLEEN VARGAS
La situación produjo gran movimiento, ayer en la mañana, en el aeropuerto Juan Santamaría. | EYLEEN VARGAS

Dos visitas. Era la segunda vez que Comana Costel ingresaba a nuestro país, comunicó la Dirección General de Migración, después de hacer una revisión desde 1991 hasta la fecha.

La vez anterior que estuvo aquí fue a inicios de febrero. Ingresó por el Juan Santamaría el 1.° de este mes y salió por esa misma terminal el 7 de febrero, según Migración.

En un comunicado de prensa, la compañía Avianca informó que el vuelo en que sucedió el hecho cubría la ruta Bogotá- San José y que el pasajero tenía como destino final Costa Rica.

El OIJ reveló que, de acuerdo con la declaración de la mujer que acompañaba a Costel, durante el viaje el hombre se notaba nervioso e incluso fue varias veces al baño.

Ella manifestó que, en determinado momento del vuelo, se quedó dormida y cuando se despertó, aproximadamente cinco minutos antes del aterrizaje, se percató de que Costel ya no estaba a su lado. Relató que fue en ese momento cuando lo buscó en el baño. Como tocó la puerta y nadie abrió, solicitó la ayuda de los tripulantes, agregó la Policía.

El OIJ informó de que la mujer que acompañaba al rumano portaba 11.000 euros, monto que le fue decomisado, mientras justifica la procedencia del dinero.

Etiquetado como: