Autoridades allanaron casas y oficinas en Tres Ríos y Desamparados este jueves

Por: Hugo Solano 28 agosto, 2014

Un hombre de 34 años, de apellido Castro, y otro de 24, apellidado Orocú, fueron detenidos este jueves como sospechosos de hurto en perjuicio del Instituto Costarricense de electricidad (ICE).

Ambos cayeron tras varios allanamientos a cargo de agentes del Organismo de Investigacion Judicial (OIJ) realizados en Tres Ríos (La Unión) y Desamparados.

Según la investigación del OIJ, Castro era el encargado de valorar en la sede de Tres Ríos los materiales que servían y los que no, estos últimos los enviaba a una bodega en Colima, donde los recibía el segundo sospechoso.

Aunque ambos hacían el tramite de envió y recibido, los camiones con los artículos de desecho no llegaban a su destino. Se presume que desde el mes de febrero se venía presentado este tipo de anomalía.

Los dos empleados quedaron a la orden de la Fiscalía. El OIJ determinó que un acuerdo entre los dos permitía la desaparición de bienes.
Los dos empleados quedaron a la orden de la Fiscalía. El OIJ determinó que un acuerdo entre los dos permitía la desaparición de bienes.

Luego de dos meses de investigaciones, vigilancias y seguimientos agentes judiciales, destacados en la Sección de Robos y Hurtos, realizaron este jueves la detención.

Castro tenía 15 años de laborar en dicha institución como encargado de bogeda. El primer allanamiento se realizó en su casa en Dulce Nombre de Tres Ríos y luego se allanó su oficina en una subestación, ubicada también en Tres Ríos, donde le decomisaron documentos que servirán de evidencia para la investigación.

Orocú, quien tenía cinco años de laborar en la institución, fue detenido en su casa en San Rafael Arriba de Desamparados, donde también se logró el decomisó de herramientas plenamente identificadas como propiedad del ICE.

Luego se allanó su lugar de trabajo en el plantel en Colima de Tibás, donde éste era el encargado de recibir herramientas y escritorios en desuso.

Etiquetado como: