Exjefe de las Unidades Especiales envió un texto soez a viceministra

Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 10 junio, 2014
Mario Calderón laboraba como jefe de Unidades Especiales de Seguridad. El ministro, Celso Gamboa, lo propuso en el MOPT. | GRACIELA SOLÍS
Mario Calderón laboraba como jefe de Unidades Especiales de Seguridad. El ministro, Celso Gamboa, lo propuso en el MOPT. | GRACIELA SOLÍS

El nuevo director de la Policía de Tránsito, Mario Calderón Cornejo, fue sancionado cuando laboraba como jefe de Unidades Especiales del Ministerio de Seguridad Pública por enviarle un mensaje de texto obsceno a la entonces viceministra de esa cartera, Flora María Calvo.

Ese hecho fue conocido en el 2010 por el Departamento Disciplinario del Ministerio de Seguridad, el cual recomendó un castigo de ocho días de suspensión.

Sin embargo, el 19 de enero del 2011, el Consejo de Personal amplió la sanción a un mes sin goce de salario, tras hallar a Calderón culpable de enviar un mensaje “ofensivo y de contenido sexual”. Él alegó que fue un error.

El pasado 30 de mayo, el nuevo ministro de Transportes, Carlos Segnini, anunció a Calderón como nuevo jerarca de la Policía de Tránsito.

Segnini destacó “la disciplina, la transparencia y la honestidad” del exfuncionario de Seguridad.

Ayer se le consultó a Segnini si conocía de la falta disciplinaria en que incurrió Calderón.

A través de la oficina de prensa, el jerarca indicó: “Fue un error que fue sancionado como falta administrativa en el Ministerio de Seguridad. No tiene que ver con corrupción, ni malos manejos ni ineficiencias”.

La oficina de prensa del Ministerio de Seguridad señaló que la suspensión se ejecutó en dos periodos, uno de 10 días entre enero y mayo del 2012, y otro de 20 días en julio del mismo año.

Además, el rebajo del salario se realizó en dos montos.

Flora Calvo renunció al Ministerio de Seguridad en el 2011 tras denuncias acosos sexuales dentro de la institución. | ARCHIVO.
Flora Calvo renunció al Ministerio de Seguridad en el 2011 tras denuncias acosos sexuales dentro de la institución. | ARCHIVO.

Castigo cumplido. Consultado sobre esto, Calderón también dijo que ese asunto “fue sancionado en su oportunidad”.

“Sí fue presentado aquí (para el nuevo puesto). Fue evaluado por las autoridades y se consideró que yo seguía manteniendo mi posición de un trabajo honesto y cumplidor, que es lo que se requiere en la Policía de Tránsito”, manifestó.

El jefe de Tránsito consideró que ese antecedente no le resta autoridad moral para aplicar un castigo similar a un subalterno. “De acuerdo con la aplicación de la normativa, se cumple”, expresó.

“Yo mantuve una posición en la institución (en Seguridad) y se tomó una medida. Creo que el aprendizaje se asumió y aquí empezamos renovando”, agregó.

Celso Gamboa, ministro de Seguridad Pública, quien, según Calderón, le ofreció trabajar con el jerarca de Transportes, coincidió con esa postura.

“Lo primero es que él no fue acusado de ningún delito. Eso es medular y fundamental.

”Él dio explicaciones al Departamento Administrativo y, aun así, se le impuso un castigo que tuvo efecto. No tiene que ver con operatividad u honorabilidad. Eso no puede afectar una carrera de 32 años”, sostuvo Gamboa.

El Ministerio de Seguridad comunicó que el rebajo del salario en partes se negocia con los funcionarios castigados para “no dejar desprovista a la familia”.

Error. En el 2011, cuando la viceministra Calvo denunció haber recibido el mensaje de texto, Calderón sostuvo que fue un error.

Agregó que era parte de una tarea universitaria que debía enviar a una profesora de un curso de Criminología.

No obstante, la universidad negó que ese medio se utilizara para enviar tareas.

Por su parte, Calvo renunció al Ministerio de Seguridad el 4 de enero del 2011, tras dar a conocer diferencias con jefaturas.