Por: Steven Oviedo 30 octubre, 2015
La foto muestra una lápida dañada en el cementerio de Illapel, un pueblo ubicado a unos 200 km al norte de Santiago
La foto muestra una lápida dañada en el cementerio de Illapel, un pueblo ubicado a unos 200 km al norte de Santiago

Redacción

Decenas de oficiales de Fuerza Pública vigilarán cementerios e iglesias católicas para velar por seguridad de los transeúntes durante este 31 de octubre, fecha en la que algunas personas celebran Halloween.

Los operativos de seguridad por esta actividad iniciaron este miércoles 28 de octubre y se extenderán hasta el 2 de noviembre, con una atención especial para el sábado, según el plan elaborado por departamento del planes del Ministerio de Seguridad Pública.

Entre disfraces llamativos, tenebrosos, sexis y terroríficos muchos ticos celebran la Noche de Brujas. gabriella téllez.
Entre disfraces llamativos, tenebrosos, sexis y terroríficos muchos ticos celebran la Noche de Brujas. gabriella téllez.

Las diferentes delegaciones policiales han fijado como sitios de atención prioritaria los centros comerciales, lugares de entretenimiento nocturno, parques, bancos, cajeros automáticos, paradas de autobuses, iglesias y cementerios. Las acciones se incrementaran entre las 3:00 p.m. y las 2:00 a.m.

Lo anterior por cuanto algunas personas podrían aprovecharse de la celebración del Halloween para cometer actos delictivos como: robos, asaltos, hurtos y tachas, entre otras acciones criminales.

Dentro de las recomendaciones que da Fuerza Pública para este día están:

  • No permitir que niños, niñas y adolescentes salgan a pedir golosinas sin la compañía de un adulto.
  • Cuando los menores estén en grupos, se debe identificar a sus amigos, pues detrás de un disfraz se podría esconder un delincuente.
  • No deje que los niños jueguen en zonas oscuras como parques, lotes baldíos o esquinas del barrio, cuando éstos se encuentren disfrazados.
  • Advertir a los niños que se deben de recibir dulces solo de las personas que vivan en las casas vecinas y que ellos conozcan, nunca de extraños.
  • Algunas personas podrían disfrazarse para asaltar comercios, por lo que los responsables de estos locales deben tomar medidas de seguridad, como rechazar el ingreso de personas enmascaradas.
  • En caso de tener sospechas o de ser víctima de algún antisocial, llame al 9-1-1 o a la unidad policial más cercana.