Usaron otra partida arancelaria para evadir exigencias del Protocolo de Montreal

 28 marzo, 2014

La Policía de Control Fiscal (PCF), del Ministerio de Hacienda, y la oficina técnica del ozono del Ministerio de Ambiente y Energía (Minae) decomisaron unos 400 cilindros de gas refrigerante R22 (Chlorodikluoromethane) con un contenido de 50 kilogramos de gas en cada cilindro.

Según un comunicado de prensa del Ministerio de Hacienda el docomiso fue este jueves, luego de una inspección en un local limonense que se encargaba de proveer gas a embarcaciones en aguas nacionales.

La Policía de Control Fiscal decomisó los cilindros de gas, cuyo ingreso al país está restringido.
La Policía de Control Fiscal decomisó los cilindros de gas, cuyo ingreso al país está restringido.

Al solicitar la documentación de importación se detectó que dicha mercancía fue declarada en una partida arancelaria incorrecta, pues este producto requiere de una nota técnica del Minae, que es un requisito no arancelario.

Al comprobarse que fueron introducidos al país con un código incorrecto, los cilindros fueron decomisados y trasladados a un depósito fiscal, jurisdicción de la aduana de Limón, para su custodia.

Según el Protocolo de Montreal, esta nota técnica del Minae establece una cuota máxima de importación del gas R22 por país que, de incumplirse, expondría a Costa Rica a una sanción por parte de dicho órgano internacional, pues este tipo de gas contiene sustancias que afectan la capa de ozono.

"Una de nuestras obligaciones como policías fiscales es el actuar ante importaciones irregulares, incluyendo la omisión de requisitos no arancelarios. La protección a la capa de ozono es un asunto de interés global y Costa Rica no puede quedarse atrás, pues podría ser sujeta a una sanción internacional" , manifestó Luis Alonso Bonilla, director de la PCF.