Por: Katherine Chaves R. 5 mayo

Dos clientes abandonaron sus carros de lujo en el parqueo de un bar en San Pedro, San José, luego de que la Policía recibiera una alerta que indicaba que había hombres "fuertemente armados" e interviniera el local el jueves en la noche.

Durante ese operativo, se decomisaron cuatro armas de fuego y 190 municiones de diversos calibres. También se detuvo a una mujer, de apellido Barrantes, que tenía orden de captura nacional.

Esto fue parte de lo decomisado durante la noche del jueves en el bar.
Esto fue parte de lo decomisado durante la noche del jueves en el bar.

Los autos abandonados son dos BMW: uno es modelo X6, del año pasado; el otro es modelo 318I, del año 2008. Se presume que sus dueños están en el grupo de personas que huyeron apenas se observó la presencia policial en el sitio.

En uno de esos carros las autoridades encontraron un arma. Otra pistola estaba dentro de un vehículo, marca Toyota, modelo 2009, el cual pertenece a Barrantes.

Mientras que la tercera pistola fue hallada entre cajas de cervezas vacías, que estaban colocadas en el parqueo del bar; la cuarta estaba en poder de un hombre, de apellido Mora, quien no tenía permiso de portación. Él no fue detenido.

En uno de esos vehículos (no se detalla en cuál), también ubicaron 181 balas calibre 10 mm; 6 proyectiles calibre 357; dos municiones calibre 2.23 m; y un cargador sin municiones del arma HK MP5.

Como resultado de la acción policial, en la que participaron las Fuerzas Especiales Operativas y el Grupo de Apoyo Operacional (GAO), fueron abordadas 150 personas, de las cuales algunas estaban dentro y otras afuera del local.

Etiquetado como: