Detuvieron a dueño de carnicería que, por segunda vez, no presentó facturas del producto

 16 noviembre, 2013

Tras un operativo realizado por agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) de Santa Cruz, se decomisaron 1.500 kilos de carne de res y cerdo de dudosa procendencia en diferentes comercios del cantón.

Además del OIJ, participaron en el operativo autoridades del Ministerio de Salud y del Servicio Nacional de Salud Animal (Senasa).

Se procedió al decomiso en aquellos casos en que los dueños de los locales no presentaron a las autoridades las facturas de compra.

El operativo se inició este sábado a las 7 a. m. en una carnicería de Villarreal de Santa Cruz, Guanacaste. En ese local decomisaron 500 kilos de carne de res.

Como es la segunda vez que decomisaban carne de dudosa procedencia en ese comercio, se detuvo al dueño, de apellido Marchena, quien fue acusado por infringir la Ley de Control de Ganado Bovino, Prevención y Sanción de su Robo, Hurto y Recepción (N.° 8799). El sujeto quedó a la orden de la Fiscalía.

Parte de la acción policial y de Salud desarrollada la mañana de este sábado en Santa Cruz.
Parte de la acción policial y de Salud desarrollada la mañana de este sábado en Santa Cruz.

Posteriormente, en una carnicería y un restaurante chino del centro de Santa Cruz decomisaron mil kilos de carne.

Según el OIJ, el objetivo es atacar a los receptores, ya que a ellos recurren los cuatreros para comercializar la carne.

Etiquetado como: