Los estafadores sustrajeron, en promedio, ¢500.000 a cada persona

Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 9 enero, 2013

El aumento de robos informáticos a clientes de entidades bancarias tiene en alerta al Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

La entidad comunicó que entre diciembre y los primeros días de enero se han recibido más de 40 denuncias por ese tipo de fraudes. Las víctimas son los usuarios de bancos que prefieren hacer sus trámites por medio de las plataformas bancarias en Internet.

Las cantidades sustraídas a cada uno de ellos rondan los ¢500.000.

De acuerdo con el reporte del OIJ, el mayor número de estafas se produce cuando los clientes no ingresan directamente al sitio del banco, sino que intentan acceder a través de un motor de búsqueda. Ese sistema les presenta diversas opciones.

“Se ha detectado que los primeros enlaces que aparecen y que se encuentran dentro de un recuadro, son sitios falsos”, comunicó la Policía Judicial.

Posteriormente, los usuarios introducen sus datos personales, que luego son usados por los ladrones para ingresar a las cuentas reales y robar el dinero.

Cuidado. Ante el aumento de este tipo de estafas, el Organismo de Investigación Judicial pidió a los usuarios bancarios verificar que las páginas en Internet en las que naveguen sean seguras.

La entidad recomendó ingresar escribiendo la dirección electrónica del sitio y no a través de otras páginas.

Asimismo, dijo que, en caso de tener dudas, los clientes deben llamar a una agencia bancaria.

Los usuarios también pueden pedir información en la Sección de Delitos Informáticos del OIJ.

Etiquetado como: