Usaban llave maestra para abrir vitrinas y sustraer los equipos

Por: Hugo Solano 4 febrero, 2016
La pareja cayó en Escazú con bienes robados dentro de un vehículo tipo familiar. Ambos son vecinos de barrio México.
La pareja cayó en Escazú con bienes robados dentro de un vehículo tipo familiar. Ambos son vecinos de barrio México.

Un hombre de 32 años y una mujer de 43, fueron capturados por agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) que los relacionan con 12 causas por robo ocurridas en Escazú, Moravia, Zapote y el casco central de San José.

Los detenidos son colombianos. La mujer es de apellido Ramos y el hombre Salcedo. Actuaban en conjunto con otro hombre y otra mujer, que todavía no han sido detenidos.

Según el informe preliminar del OIJ, los sospechosos llegaban a locales comerciales de venta de artículos electrónicos y mientras dos distraían a los dependientes, los otros aprovechaban para sustraer artículos como tabletas electrónicas, celulares y computadoras.

El perjuicio económico de las causas ronda los ¢13 millones. Los delincuentes usaban una llave maestra para abrir los cierres de las vitrinas de vidrio donde estaban los equipos.

Los colombianos cayeron en una vía pública de Escazú cuando iban en un carro y se les decomisó una computadora portátil que aparentemente habían sustraído de un local minutos antes, así como un celular con denuncia por robo y seis relojes.

La Policía también se incautó de dos bolsas tipo "guaguas", las cuales en apariencia utilizan para sacar los productos de los locales comerciales, ya que con ellas se pueden evadir los sensores de control colocados en las entradas de los negocios.

Pasada la 1 p. m. de este jueves los agentes judiciales allanaron la vivienda de los sospechosos, ubicada en barrio México, donde se encontró evidencia importante para la investigación.

Los detenidos se encuentran a las órdenes de la Fiscalía del Segundo Circuito Judicial, donde se les determinará su situación jurídica.

La Policía está tras la otra pareja en fuga -que aparecen en el video de esta nota - y pide a la ciudadanía que si los ve avise al número telefónico 800 8000 645.