3 abril, 2013

El atentado que sufrió un juez de Pococí, Limón, en el que le dispararon desde un auto, fue recreado ayer por la Policía Judicial.

La agresión ocurrió el 14 de diciembre del año pasado, a eso de las 7:10 a. m., cuando el juez coordinador del Tribunal Penal de esa localidad, Jorge Paisano Saborío, de 45 años, se dirigía a su oficina.

En el momento del ataque, el juez conducía su auto frente a la estación de Servicio Total, en la salida a la carretera Braulio Carrillo.

Unos 400 metros antes de llegar a los Tribunales, un desconocido que se hallaba dentro de un automóvil sacó un arma y disparó en varias ocasiones contra el vehículo de Paisano. Algunas balas ingresaron por la ventana, pero el juez salió ileso del atentado.

Toda esa situación fue la que reprodujeron ayer los agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) desde las 9:05 a. m. hasta el mediodía.

El propósito de dicha recreación fue recabar elementos que sirvan para la investigación, como, por ejemplo, la trayectoria seguida por las balas.

La recreación se desarrolló en el mismo sector en el cual ocurrió el hecho.

Durante el acto, los oficiales consideraron la idea de que el pistolero fue contratado. No obstante, la Policía no ha determinado el móvil del ataque.

Entre las posibles razones, las autoridades han considerado una agresión personal, un ataque de delincuencia común o un atentado, debido al cargo que ocupa el juez. Paisano tiene 15 años de experiencia como juzgador.

Tras el suceso, las asociaciones de jueces pidieron revisar los protocolos de seguridad.