Tres hombres y una mujer transportaban dos armas de fuego, $4.000, ¢2,3 millones y pasta para elaborar 2.000 dosis de crack

Por: Diego Castillo 7 octubre, 2015

Oficiales de la Fuerza Pública detuvieron en las cercanías de La Sabana, San José, a tres hombres y a una mujer que viajaban en dos carros en los cuales transportaban armas de fuego, altas sumas de dinero y pasta para elaborar 2.000 dosis de crack.

Los policías interceptaron un vehículo Toyota Corolla a eso de las 10:30 p. m. para una revisión y comprobaron que lo conducía un hombre de apellido Narváez, quien tiene un amplio historial delictivo.

Los perros Hunter y Akina, de la Unidad Canina, fueron enviados al lugar. Gracias a los perros policías se logró encontrar, oculta en la pared derecha del automóvil, una carga de pasta de crack para la elaboración de 2.000 dosis.

Los oficiales también hallaron una pistola 9 milímetros marca Glock y un cargador con 22 proyectiles. Además, decomisaron un millón de colones y $4.000.

Hunter es uno de los perros de la Unidad Canina que encontraron las drogas en los vehículos detenidos.
Hunter es uno de los perros de la Unidad Canina que encontraron las drogas en los vehículos detenidos.

Narváez, conocido como "Empanada" y de nacionalidad nicaragüense, cuenta con registros policiales por resistencia agravada, tráfico de drogas y robo agravado. Narváez ha sido pasado en 17 ocasiones a despachos judiciales.

Viajaba en compañía de una mujer de apellido Garro, sin antecedentes penales y oriunda de Jacó, quien también fue detenida.

Segundo vehículo. Cuando los oficiales de la Fuerza Pública revisaban las pertenencias del sospechoso, apareció otro vehículo conducido por un hombre de apellido Gamboa, al parecer cuñado de Narváez.

Gamboa estaba acompañado por otro sujeto de apellido Arroyo, quien cuenta con antecedentes por robo agravado.

Hunter y Akina también encontraron droga en ese segundo vehículo, aunque se desconoce el tipo y la cantidad. En el carro de Gamboa también hallaron una pistola, dos cargadores y ¢1,3 millones.

Las cuatro personas y los dos vehículos fueron puestos a las órdenes del Ministerio Público.