Por: Carlos Láscarez S. 22 marzo, 2014

La droga decomisada tenía tres impresiones diferentes. | COTESÍA PCD
La droga decomisada tenía tres impresiones diferentes. | COTESÍA PCD

Oficiales de la Policía de Control de Drogas (PCD) junto a perros de la unidad canina (K-9) detectaron ayer un total de 83 kilos de cocaína que viajaban ocultos debajo del piso de un autobús.

El decomiso ocurrió luego de que los agentes antidrogas revisaron de manera minuciosa en el puesto policial de Peñas Blancas una unidad que tenía como destino la ciudad de San Salvador.

Dentro del autobús viajaban 39 pasajeros, quienes sufrieron un atraso de varias horas mientras se culminaba con la inspección.

Según información proporcionada por la PCD, el conductor principal era un panameño apellidado López, el segundo conductor un costarricense de apellido Chacón y el encargado de la documentación un salvadoreño de apellido Pozo.

Ninguno de los hombres cuenta con antecedentes policiales.

Los paquetes de cocaína era cada uno de un kilogramo y estaban sellados con un plástico especial que evita el ingreso de humedad.