Funcionaria es sospechosa de liberar a narco a cambio de dinero

Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 17 octubre, 2014
En una audiencia de seis horas realizada ayer, el Juzgado Penal de Hacienda resolvió esperar a que la detenida sea operada del brazo para evaluar si el centro penal cuenta con las condiciones para su recuperación. | ARCHIVO
En una audiencia de seis horas realizada ayer, el Juzgado Penal de Hacienda resolvió esperar a que la detenida sea operada del brazo para evaluar si el centro penal cuenta con las condiciones para su recuperación. | ARCHIVO

La jueza de Limón Rosa Elena Gamboa Haeberlek, de 62 años, continuará cinco días en prisión preventiva a la espera de que se le practique el lunes una cirugía en un brazo fracturado.

Tras la intervención, un juez determinará el martes si el centro penal El Buen Pastor, en Desamparados, cuenta con las condiciones para que ella pueda continuar por dos meses en la cárcel, como pretende la Fiscalía.

La decisión la tomó la noche de ayer el Juzgado Penal de Hacienda de Goicoechea, en una audiencia que dio inicio a la 1:30 p. m. y finalizó cerca de las 7:30 p. m.

La información fue confirmada por el fiscal José Mena, de la Fiscalía Adjunta Contra la Delincuencia Organizada, por medio de la oficina de prensa del Ministerio Público. Asimismo, los datos fueron corroborados por la oficina de prensa del Poder Judicial.

Gamboa se encuentra cumpliendo prisión preventiva desde el 3 de junio por ser sospechosa de liberar a un narcotraficante a cambio de ¢20 millones.

La pesquisa de la Fiscalía y del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) también señala que, al parecer, ella presionó a colegas y subalternos para que dejaran en libertad a otros sujetos.

Ayer se vencía un plazo de cuatro meses de medida cautelar, por lo que la Fiscalía solicitó una audiencia de prórroga.

Por salud. De acuerdo con la información brindada por el Ministerio Público, su representante pidió ampliar por dos meses la medida cautelar. No obstante, la defensa de la detenida argumentó que ella estaba con varios problemas de salud, entre ellos, una fractura en el brazo.

El abogado indicó que la cirugía estaba prevista para el lunes, ante lo cual el Juzgado resolvió esperar ese tiempo y luego solicitar a Adaptación Social que informe si se tienen las condiciones de higiene y nutrición necesarias para la recuperación de Gamboa.

La Fiscalía estuvo de acuerdo con la decisión.

Se intentó conocer el nombre del juzgador que dirigió esta diligencia, pero la oficina de prensa comunicó que lo informaría hoy.

La audiencia de ayer se tenía programada para las 8 a. m.; sin embargo, a esa hora Gamboa no había sido llevada al Juzgado, por lo cual se efectuó en la tarde.

La funcionaria fue detenida el 16 de mayo; ese era su último día de trabajo pues tenía aprobada la jubilación.