Por: Carlos Láscarez S. 19 mayo, 2015

Un guatemalteco fue sorprendido por policías de la frontera de Peñas Blancas cuando pretendía salir del país con 3,7 kilos de cocaína líquida, que hacía pasar como cosméticos.

La droga iba disuelta en líquido, dentro de un estuche para cosméticos con doble forro, informó la Policía de Control de Drogas (PCD).

El hombre, de apellido Cáceres, viajaba en un bus de ruta centroamericana y un día antes de su detención, había entrado a Costa Rica desde Panamá.

Ahora, se expone a una pena de hasta 20 años de prisión por el delito de tráfico internacional de estupefacientes. Ayer, estaba en el Juzgado Penal de Liberia, a la espera de audiencia, donde se le fijarían las medidas cautelares.

La cocaína es un producto de fácil disolución con otras sustancias y, mediante procesos simples, se recupera y vuelve a su estado natural.

Otro caso. El jueves 14 de mayo, policías antidrogas capturaron a un italiano de apellido Cholozzolino en el aeropuerto Juan Santamaría, tras comprobar que llevaba cocaína líquida en una bolsa de hidratación.

Los agentes asignados en la terminal aérea notaron que la bolsa de hule pesaba más de lo usual, por lo que la abrieron.

El foráneo cargaba 6 kilos de la droga dentro de la bolsa. Había ingresado el 3 de mayo desde Madrid (España) y pretendía abordar un vuelo a Roma, en Italia.