Por: Carlos Láscarez S. 27 noviembre, 2014
Banda es juzgada por venta y distribución de droga. | ALONSO TENORIO
Banda es juzgada por venta y distribución de droga. | ALONSO TENORIO

Pamela Crespi Guzmán, de 29 años, acusada por el Ministerio Público en el juicio que se sigue contra la banda narco del Indio, fue detenida ayer por la Fiscalía de Hatillo y el OIJ como sospechosa de dos tentativas de homicidio calificado.

La detención de la mujer ocurrió al mediodía, dentro de los Tribunales de Justicia del Primer Circuito Judicial de San José.

Según la Fiscalía, el 31 de octubre del 2013, Crespi, en compañía de otro sujeto, disparó desde una motocicleta contra la casa de dos hombres de apellidos Badilla y Mendiola, en Alajuelita, con una subametralladora AK-47. Uno de los heridos se estaba pasando de casa esa noche. Como resultado del enfrentamiento a balazos, el acompañante de Crespi falleció horas después.

Gracias al ingreso de nueva prueba científica fue que se logró imputar directamente a Crespi con el ataque en Alajuelita.

La Fiscalía de Hatillo tiene previsto para hoy, a las 8 a. m., indagar a la sospechosa y luego solicitar la imposición de medidas cautelares ante el Juzgado Penal de San José.