Sucesos

Sustituyen a fiscal Jorge Chavarría

Reacomodo en caso Alem

Actualizado el 25 de abril de 1995 a las 04:04 pm

Procesamiento y embargo de bienes contra 4 de los imputados

Sucesos

Reacomodo en caso Alem

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Jorge Chavarría Guzmán
ampliar
Jorge Chavarría Guzmán
En lo que constituye un sorpresivo reacomodo en las pesquisas sobre el caso Alem, el jefe de la sección del narcotráfico del Ministerio Público, Jorge Chavarría Guzmán, fue separado ayer de dichas investigaciones.

La sustitución la confirmó el propio Chavarría anoche, luego de que durante la mañana circularon versiones en el sentido de que políticos nacionales y personeros de la Agencia de Lucha Antidrogas de los Estados Unidos (DEA), se habían quejado ante la Corte Suprema de Justicia por la filtración hacia la prensa del contenido de las intervenciones telefónicas hechas por la policía a Ricardo Alem León y su grupo.

Aparentemente la DEA y algunos diputados acusaron a Chavarría de facilitar esas informaciones, lo que habría puesto en peligro el avance de la indagación del caso.

El reacomodo también contempla, según Chavarría, el traslado de las investigaciones de la sede central del Ministerio Público de San José hacia Alajuela, en donde la fiscal Leda Méndez será la nueva encargada de las pesquisas sobre Alem, junto con los oficiales de la Policía de Control de Drogas del Ministerio de Seguridad Pública y el juez de instrucción de esa ciudad.

Para evitar riesgos de nuevas filtraciones, el Ministerio Público acordó, además, no dar información a la prensa sobre dicho tema y ordenó a la fiscal Méndez no transmitir sus avances ni siquiera a sus compañeros en San José.

Mientras esos cambios se producían, el Juzgado Segundo de Instrucción de Alajuela, a cargo de José Daniel Hidalgo, dictó procesamiento, embargo y decomiso de bienes contra cuatro de los cinco imputados en dicho caso y favoreció con una falta de mérito a José Antonio Alem, hermano de Ricardo.

Asimismo, la Asamblea Legislativa empezó a acercarse ayer más rápidamente a la integración de una cuarta comisión que investigue las relaciones entre narcotráfico y política. (Ver nota aparte.)

En medio de ese reacomodo, el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Edgar Cervantes Villalta, emplazó a monseñor Ignacio Trejos, Obispo de Pérez Zeledón, para que aportara casos concretos que demuestren que la justicia es corrupta, como supuestamente el religioso lo afirmó en declaraciones dadas al diario Al Día la semana pasada.

PUBLICIDAD

También se informó ayer que la ministra de Gobernación, Maureen Clarke, se referirá hoy en conferencia de prensa -a las 10 a.m.- a un informe sobre narcotráfico preparado por el Centro de Inteligencia Conjunta Antidrogas (CICAD).

Reunión en la Corte

La reunión de los fiscales en la que se acordó la separación de Chavarría y la restricción de información, se produjo luego que éste y Jorge Segura, jefe a.i. del Ministerio Público, se reunieron al mediodía de ayer con Cervantes Villalta, en el despacho del jerarca del Poder Judicial.

Aunque Cervantes admitió anoche haber conversado con Segura y Chavarría, aseguró que en el encuentro no se trató la separación de éste último del caso Alem. "Si esa separación se produjo, fue una decisión interna del Ministerio Público", expresó el magistrado.

El propio fiscal Chavarría confirmó su separación del caso Alem ayer a las 8 p.m., cuando La Nación lo llamó por teléfono a su casa para consultarle sobre las insistentes versiones en ese sentido.

Según el experto en narcotráfico, el acuerdo surgió en el seno del Ministerio Público durante una reunión en la que participaron él, tres fiscales más, y el Fiscal General a.i., Jorge Segura.

Intervención de la DEA

La versión sobre una presunta queja de la DEA por la filtración de información a la prensa, fue publicada ayer por el diario Extra.

En la nota periodística se dice que funcionarios de la embajada de los Estados Unidos presentaron quejas ante la administración pública porque "alguien en el Ministerio de Seguridad Pública o Ministerio Público, filtró información confidencial a los periodistas".

A las 7 p.m., La Nación consultó sobre el asunto a una fuente autorizada de la Oficina de Prensa de la embajada norteamericana en Costa Rica, quien pidió tiempo para hacer las consultas respectivas. Diez minutos más tarde, el citado funcionario llamó al diario y transmitió la siguiente respuesta: "Es nuestra política no discutir conversaciones privadas entre nuestro Gobierno y oficiales costarricenses".

A Chavarría se le preguntó sobre las presuntas presiones de políticos y la DEA y respondió que no tenía conocimiento de eso.

Procesados

PUBLICIDAD

El Juzgado Segundo de Instrucción de Alajuela, dicto auto de procesamiento, prisión preventiva, decomiso y embargo de bienes por presunto tráfico internacional de cocaína contra Felipe Cantillano, Eliécer Arias Jiménez y Jorge Mora Hernández, conocido como Coco.

Igual ocurrió con Marco Tulio Fonseca Prendas, solo que a éste no se le dictó la prisión preventiva. Prendas había sido detenido, pero luego fue puesto en libertad. Ayer el juez Hidalgo no revocó esa situación.

A favor de José Antonio Alem, el citado despacho judicial dictó una falta de mérito, basada en el artículo 294 del Código Procesal Penal.

En el caso de Ricardo Alem, Blanca Isela Salas Alfaro y Carlos Cerdas Cisneros, quienes también están requeridos aquí por el mismo delito, el juez Hidalgo los declaró reos ausentes en razón de que por estar presos en Miami, no han podido ser indagados en nuestro país.

Colaboraron con esta información Giannina Segnini e Irene Vizcaíno redactoras de La Nación

  • Comparta este artículo
Sucesos

Reacomodo en caso Alem

Rellene los campos para enviar el contenido por correo electrónico.

Ver comentarios
Regresar a la nota