Por: Carlos Láscarez S. 11 julio, 2015

El exministro de Seguridad, Mario Zamora, fue absuelto este viernes de los delitos de calumnias y difamación por el Tribunal de Juicio de Goicoechea, querella promovida por el ruso Evgeny Konstantinovich Otto.

El caso surgió cuando Zamora fue director de Migración y Extranjería (2006-2010) y envió un escrito a los jueces del Tribunal Contencioso-Administrativo señalando: “¿Acaso debe ser nuestro territorio santuario para todos aquellos extranjeros que delinquen en su país?”.

Esto, en referencia al ruso, quien desde el 2006 pretendió que Migración le otorgara el estatus de refugio, sin lograrlo.

Zamora calificó el fallo como “una gran victoria judicial”.

“Costa Rica no puede ser un paraíso de personas que han delinquido. Este juicio demostró de manera clara e inequívoca que todas mis actuaciones estuvieron a derecho; que me comporté como un funcionario probo, de cara a la defensa de la política migratoria del país, expresó.

Marco Badilla, abogado defensor del foráneo, indicó que esperará a conocer la lectura integral de la sentencia, en ocho días.

“La jueza hace una valoración a priori y señala que no se determina una mala intención, pero habrá que analizar todo el fallo. No he conversado aún con mi cliente”, manifestó Badilla.

Contra el foráneo existe orden de extradición en firme desde el 2011, requerido por su país como sospechoso de estafa.

Superados los procesos internos, Badilla confirmó que el Tribunal de Pavas emitió este jueves una orden para poner a Konstantinovich a disposición de las autoridades rusas.

Sin embargo, dijo que hay una gestión contra el Estado tico ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (Washington), por denegar el refugio.