Medida la adoptaron pues la Constitución Política de Nicaragua prohibe enviar a nicaragüenses a otras naciones para que sean juzgados por algún delito

Por: Carlos Arguedas C. 11 abril, 2016

Michael Adrián Salmerón Silva, de 24 años, fue condenado a 183 años de prisión.
Michael Adrián Salmerón Silva, de 24 años, fue condenado a 183 años de prisión.

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia de Nicaragua rechazó hoy lunes extraditar a Costa Rica a Michael Adrián Salmerón Silva, sospechoso de matar el 16 de febrero pasado a cinco miembros de una familia en Matapalo de Santa Cruz, Guanacaste.

La decisión fue dada a conocer esta mañana por el magistrado Armengol Cuadra, presidente de la Sala, informó en su edición digital el Nuevo Diario de Nicaragua.

"No ha lugar a la extradicción, porque ha sido demostrada la nacionalidad nicaragüense del requerido", dice la sentnecia, que está firmada por los seis magistrados que integran la Sala Penal

En la misma resolución, los magsitrados remiten el expediente al Ministerio Público para que ejerza la acción penal. Esto significa que, a partir de este momento, el Ministerio Público de Nicaragua podra juzgar a Salmerón por los asesinatos cometidos en nuestro país.

La medida la adoptaron pues el artículo 43 de la Constitución Política de Nicaragua prohibe la extradición de sus ciudadanos.

Además, tanto el artículo 16 del Código Penal nicaragüense, como el 19 del Código Procesal Penal, avalan que sus nacionales puedan ser juzgados ahí por "delitos cometidos fuera del territorio nacional", conforme al principio de universalidad.

A Salmerón se le señala como el presunto responsable de Yeimmy Jessica Durán Guerra, de 38 años, así como su esposo, el estadounidense Dirk Beauchamp, de 57, y de tres niños, de 6,8,12 años, asesinatos ocurridos el domingo 16 de febrero pasado.