Por: David Delgado C. 30 junio, 2013

Roy Murillo es juez de ejecución de la pena. | ARCHIVO / MAYELA LÓPEZ.
Roy Murillo es juez de ejecución de la pena. | ARCHIVO / MAYELA LÓPEZ.

Para el juez de ejecución de sentencia de San José, Roy Murillo, la prisión preventiva en Costa Rica tiene un alto impacto en la dinámica carcelaria.

Según él, uno de los aspectos que ha dado rienda suelta a los jueces para fijar esa medida cautelar sin mayor cuidado es el giro jurisprudencial que la Sala Constitucional dio al recurso de hábeas corpus.

Murillo explicó que el hábeas corpus se interpone cuando una persona considera que se le ha restringido arbitrariamente su libertad y, tras acreditar esa arbitrariedad, recupera la libertad. Añadió que la Sala IV lo resolvió así por mucho años, pero ahora ya no ordena la libertad.

“Se desnaturaliza el hábeas corpus y eso hace que la defensa pública o privada pierda una de sus principales armas o instrumentos para combatir la arbitrariedad en el momento de detenciones provisionales. Antes, declarar con lugar un hábeas corpus significaba recuperar la inmediata libertad.

“Eso en la práctica judicial hacía que el juez fuese muy cauteloso al dictar la prisión preventiva y que tuviera que fundamentarla muy bien porque, de lo contrario, podría significar la libertad de la persona.

”Como la Sala ahora permite fundamentar nuevamente y no ordena la libertad, se da la oportunidad de subsanar”, manifestó el funcionario. Pese a que se intentó conocer el criterio de la Sala, no fue posible conversar con ningún magistrado.

Etiquetado como: