Por: Katherine Chaves R. 6 septiembre

La Fiscalía solicitó 74 años de cárcel en contra de un taxista acusado de matar a su pareja y a su hijastra en el 2014, con el fin de quedarse con sus bienes y con un hijo de cinco meses que tuvo con la mujer.

La petición la planteó este martes por la tarde ante el Tribunal Penal de Heredia, donde se realiza, desde principios de agosto, el juicio contra Deivy Núñez Mussio.

Él es acusado por los delitos de femicidio, homicidio calificado, hurto agravado y falso testimonio.

El sospechoso indicó, primero, que habían sido asaltados, pero la Fiscalía asegura que fue él quien acabó con la vida de las dos mujeres.
El sospechoso indicó, primero, que habían sido asaltados, pero la Fiscalía asegura que fue él quien acabó con la vida de las dos mujeres.

Se prevé que este jueves la defensa presente sus conclusiones y luego el Tribunal dictará sentencia.

Supuesto asalto. Los hechos por los que se juzga a Núñez ocurrieron el 11 de agosto del 2014 en la casa donde él convivía con las víctimas, en Mercedes Norte de Heredia.

Las víctimas mortales fueron Angelita Vega Ocampo, de 41 años, y quien cinco meses antes de su muerte había dado a luz a un bebé; y Melany Paniagua Vega, de 16 años.

Los homicidios habrían ocurrido entre las 5:30 p. m. y las 7:30 p. m. de ese día. Para cometer los ilícitos, Núñez posiblemente recibió la ayuda de un sujeto que, hasta la fecha, no ha sido identificado.

Según la prueba presentada por la Fiscalía, después de acabar con la vida de las mujeres, Núñez sacó tres pantallas de la casa, así como una consola de videojuegos, una computadora, dinero y los teléfonos de las víctimas para aparentar que habían sido asaltados.

"Al menos un mes previo al 11 de agosto del 2014, el acusado Deivy Núñez Mussio ideó un plan delictivo con la finalidad de acabar con la vida de su compañera sentimental y la de su hijastra, con el objetivo de apropiarse de los bienes y obtener la custodia de su hijo. Dicho plan consistiría en simular un asalto a la vivienda que, como domicilio en común mantenía con las ofendidas, y señalar a los supuestos perpetradores como los responsables de dar muerte a las mismas", afirmó la fiscala en la lectura de la acusación.

De hecho, el día del doble homicidio, el taxista dijo a la Policía que cuatro encapuchados armados entraron al inmueble a eso de las 5 p. m. y los amordazaron a él y a las dos mujeres, para asaltarlos.

Sin embargo, él aseveró en aquel momento que logró zafarse y llamar al sistema de emergencias 9-1-1.

Cuando las autoridades llegaron al sitio, encontraron a Núñez en la acera y con una cinta adhesiva alrededor del cuello. Aseguró que los delincuentes aún seguían dentro de la vivienda, pero cuando los policías ingresaron, solo encontraron a las dos víctimas y la casa registrada.

En primera instancia, las autoridades manejaron que se trató de un asalto a esa vivienda, dado que el sujeto también había sido amordazado con la cinta. Empero, después de las indagaciones, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) determinó que Núñez fue el autor intelectual del homicidio.

"El OIJ analizó esa versión, compiló pruebas alrededor de la casa y logró desbaratar lo dicho por el imputado y compilar datos que permiten de manera efectiva señalar que la persona responsable de los homicidios es Núñez", detalló Wálter Espinoza, director de la Policía Judicial, el 12 de agosto del 2016, cuando fue capturado el sospechoso.

Etiquetado como: