Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 28 marzo, 2013

Dos individuos fueron condenados ayer a prisión por propinarle una brutal golpiza a un joven de 19 años. La víctima murió, días después, en un centro médico.

Los hombres fueron hallados responsables del delito de homicidio simple, según determinó el Tribunal Penal de Grecia.

Los sentenciados son Johan Portuguez Bogantes, de 21 años de edad, y Luis Diego Quesada Rojas, de 29 años. Ellos recibieron penas de 13 y 15 años de prisión, respectivamente.

El crimen por el que se les condenó tuvo lugar en julio del 2010, en barrio Los Ángeles de Grecia, Alajuela. La víctima fue Kenneth Zamora Sibaja, quien falleció en el Hospital México, en San José, seis días después de la agresión.

Según se determinó durante el juicio, el ataque contra el joven ocurrió cuando este fue a reclamarles a los otros sujetos por haberle lanzado cerveza a su padrastro.

Los jueces tuvieron por probado que los agresores lo golpearon en repetidas ocasiones y que una vez que Zamora estaba en el suelo, lo agredieron nuevamente.

Según los dictámenes médicos, esos golpes afectaron los pulmones a la víctima, por lo que murió.

El Tribunal, conformado por los jueces Luis Alberto Venegas Marín (presidente), Álvaro Córdoba Herrera y Katherine Chaves Alvarado, impuso una pena más alta a Quesada por ser quien se ensañó con la víctima.

Los jueces también ordenaron el pago de ¢50 millones a la familia por el daño moral.

Los dos individuos cumplirán seis meses de prisión preventiva mientras que la condena queda en firme.