Una de las hermanas que atendía la soda se convirtió en la cuarta víctima fatal del incidente tras perder la vida anoche

Por: Patricia Recio 18 febrero, 2013

San José (Redacción). Deyanira Castillo Vargas, una de las tres hermanas que atendía la soda en Alajuela, donde el pasado lunes 21 de enero explotó un cilindro de gas, falleció anoche en el hospital San Juan de Dios.

Según confirmaron en ese centro médico, la mujer que permanecía en la unidad de cuidados intensivos perdió la batalla contra la muerte a eso de las 10:30 p.m., tras múltiples complicaciones producto de las quemaduras que tenía en gran parte de su cuerpo.

La mujer de 48 años era propietaria de la soda y resultó herida junto a sus dos hermanas que atendían junto a ella el local.

Una de sus hermanas, Marlene, falleció un día después de la explosión. Mientras que la tercera de las Castillo, aún permanece internada en el San Juan de Dios.

Las otras dos víctimas que murieron producto del accidente son Génesis Murillo y Grettel Chacón.