Por: Hulda Miranda P. y Óscar Rodríguez 31 mayo, 2012
 El OIJ decomisó cuatro armas que usaban los sujetos. | OIJ PARA LN
El OIJ decomisó cuatro armas que usaban los sujetos. | OIJ PARA LN

El dueño de una empresa de seguridad privada fue detenido ayer junto con otros dos sujetos, porque, al parecer, secuestraron a un joven de 23 años para cobrarle una deuda.

El empresario, de apellido Mena y 36 años, es propietario de la agencia de Seguridad Bulls S. A. Junto con él fueron apresados un sujeto de apellido Reyes, de 24 años, y otro de apellido Sánchez, de 28.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) los detuvo en allanamientos realizados en varios sectores de Montes de Oca y Goicoechea. El Ministerio Público pidió prisión preventiva contra ellos.

Por deuda. Según la investigación del OIJ, en mayo del 2011 el ofendido le pidió un préstamo a Mena. Aparentemente, el muchacho se atrasó con el pago por lo que el prestamista empezó a amenazarlo.

En noviembre, los tres individuos secuestraron al deudor y un amigo de este pagó el rescate. No obstante, en enero de este año los sospechosos dispararon contra la vivienda del muchacho.

Ayer, el OIJ les decomisó cuatro armas de fuego, municiones, droga, teléfonos celulares y ¢135.000.

Andrés Olsen, jefe de la Dirección de Servicios de Seguridad Privados, indicó que la entidad ya investigaba a esta compañía por varias denuncias recibidas.

Según informó, la empresa tenía la licencia de operar vencida desde diciembre del 2010.

Etiquetado como: