Por: Carlos Láscarez S. 29 abril, 2016

Un total de 25 personas, entre niños, adultos y mujeres embarazadas, se vieron afectadas ayer luego de que el sistema de alcantarillado que pasa por detrás de sus casas no soportó la cantidad de agua y se rebalsó.

El fuerte aguacero se inició a la 1:30 p. m. y finalizó una hora después en la localidad de San Juan de Santa Bárbara de Heredia, en donde el agua subió hasta un metro en nueve casas.

Parte de la tapia que colapsó ayer. | CORTESÍA CARLOS ALFARO M.
Parte de la tapia que colapsó ayer. | CORTESÍA CARLOS ALFARO M.

Jeimy Vega, vecina que sufrió con las inundaciones, manifestó que el problema surge por dos alcantarillas y una acequia que no están entubadas.

“Para la Municipalidad de Santa Bárbara esta acequia no existe y las alcantarillas no dan abasto debido a que el tamaño de estas se reducen. Este es el primer aguacero y vea lo que ocurrió”, manifestó Vega.

El portón de una casa sucumbió por el agua. | CORTESÍA JORGE VARGAS
El portón de una casa sucumbió por el agua. | CORTESÍA JORGE VARGAS

Añadió que sospecha que “gran cantidad de agua proviene de una finca agrícola de 86.000 metros cuadrados, pasa por una fábrica de papas y luego el caudal les cae por detrás”.

Los vecinos consideran que una posible solución sería desviar las aguas y evitar el paso por allí; obras que le corresponderían al Ayuntamiento local.

Producto del fuerte aguacero, una tapia que colinda con el sector oeste de la finca agrícola colapsó y quedó a la par de la casa de Edwin Moreira Araya.

Alonso Castillo, hijo del dueño de la finca que señalan los vecinos, dijo ayer que han hecho 56 canales de riego y otros trabajos para evitar problemas.