Hecho ocurrió en Santa Clara de San Carlos, durante un encuentro entre los combinados de Florencia y El Progreso de la Tigra

Por: Cristina Mora Jiliuta 25 junio

San Carlos

Este domingo por la tarde, mientras se disputaba una final de fútbol en Santa Clara de San Carlos entre los equipos locales Florencia y El Progreso de la Tigra, una turba de aficionados agredió a patadas a dos agentes de la Fuerza Pública.

El incidente ocurrió en la cancha de fútbol de Santa Clara, situada frente al Colegio Agropecuario de San Carlos, alrededor de las 3:00 p. m.

El consumo excesivo de bebidas alcohólicas de algunos espectadores del encuentro deportivo generó una pelea. Los aficionados comenzaron a insultarse unos a otros y esto provocó el inicio de una golpiza.

La turba la emprendió contra dos policías que quisieron intervenir para dar fin a la pelea. Los oficiales Carlos Solano y Milton Jara recibieron patadas y golpes de puño.

En medio de la disputa, a Solano le robaron su arma de reglamento, de 9 milímetros, que fue localizada horas después. Además, se reporta que a los oficiales les robaron un garrote y un teléfono celular, objetos que de momento no han sido recuperados.

Vecinos del lugar intervinieron para dar fin a la riña. Los primeros tres sospechosos detenidos son de apellidos: Marín García, quien además tiene una orden de captura por robo simple; Miranda Castro y Ramírez.

A las 8 p. m. el director general de la Fuerza Pública, Juan José Andrade, confirmó mediante su cuenta de Twitter la detención de ocho presuntos agresores, relacionados con este caso.

Andrade manifestó, a través de esta red social: "Agredir o matar a un policía es algo que una sociedad civilista y respetuosa de los DD.HH. (Derechos Humanos) como la nuestra, no se puede permitir".

Los detenidos serán trasladados a la delegación de Ciudad Quesada y puestos a las órdenes del Ministerio Público.

El ministro de Seguridad Pública, Gustavo Mata, dijo en un comunicado oficial que le parecía inaceptable la forma en que la turba arremetió contra los oficiales. "El fútbol no da para tanto y eso no lo vamos a permitir", concluyó.

Agregó que ordenó la detención de todo aquel a quien se identifique en los videos donde se ve la agresión.

Mata enfatizó en la urgencia de que las leyes sancionen con mayor rigurosidad a quien agrede o acabe con la vida de un policía. "La autoridad está para respetarla y quien no lo hace, debe recibir todo el peso de la ley", concluyó.

También el diputado Mario Redondo se refirió al hecho, el cual calificó como "indignante e inaceptable", y aseguró que mañana propondrá una reforma legal con el propósito de endurecer las sanciones a quienes agredan a un oficial de la Fuerza Pública.

Andrade hizo públicas las fotografías de los oficiales agredidos en su cuenta de Twitter e hizo un llamado al respeto a las autoridades.