Uno de los heridos recibió un balazo que le perforó un pulmón y permanece grave

Por: Carlos Arguedas C. 26 junio, 2014

Batán (Limón). Dos delincuentes ingresaron a un bar de esta localidad y, sin mediar palabra, abrieron fuego contra los clientes y dejaron heridos a cinco de ellos, uno con lesiones muy graves.

El ataque sucedió el martes a las 11:30 p. m. cuando los sujetos, con sus rostros cubiertos, llegaron al bar La Espiga de Oro, ubicado en el centro de Batán, en Matina de Limón.

Los hombres huyeron a pie y se internaron en un sector montañoso para luego salir por donde pasa una calle, donde se supone los esperaba algún vehículo, comentó Nahún Chaves, jefe de la Fuerza Pública de Matina.

Este hecho se produjo tan solo cinco horas después de que dos motociclistas dispararan en múltiples ocasiones contra un hombre que se encontraba frente a la licorera Luis, también en el centro de ese distrito caribeño.

En este caso la víctima fue Carlos Gabriel Vargas Cedeño, de 29 años, quien falleció mientras era trasladado por la Cruz Roja al Hospital Tony Facio, en Limón.

Vargas presentaba seis impactos de bala. Cuando los oficiales del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) revisaron sus pertenencias, hallaron 20 dosis de crack . De acuerdo con Chaves, el lunes la Fuerza Pública le había quitado otras 30 piedras de la misma droga .

El ataque se produjo el martes a las 11:30 p. m. en este bar, situado a unos 100 metros de la estación de Bomberos, en Batán. La Policía presume que los sospechosos utilizaron un fusil AK-47. Dentro del local recolectaron al menos 12 casquillos. | ALEJANDRO NERDRICK.
El ataque se produjo el martes a las 11:30 p. m. en este bar, situado a unos 100 metros de la estación de Bomberos, en Batán. La Policía presume que los sospechosos utilizaron un fusil AK-47. Dentro del local recolectaron al menos 12 casquillos. | ALEJANDRO NERDRICK.

Conflictivo. El cantón de Matina, con 41.297 habitantes – según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC)–, se ha convertido en los últimos años en un lugar donde se han generado muchos hechos violentos.

Datos del OIJ revelan que durante el 2013 fueron perpetrados 12 homicidios. En tanto, en lo que va de este año se registran cinco.

Chaves destacó que, debido al crecimiento de la delincuencia en el cantón, tuvieron que aumentar la presencia policial.

“Ahora hay 50 oficiales, tres radiopatrullas y dos motocicletas. Y sí se han reducido los asesinatos y son frecuentes las capturas de individuos con drogas y armas de fuego ilegales”, resaltó el jefe regional.

Agregó que, pese a los logros, todavía se presentan situaciones como las del martes, con sujetos que causan tiroteos.

“En el caso de la balacera en el bar, cuando llega la unidad, los sujetos ya habían escapado y la prioridad fue atender a los heridos y dar seguridad a las otras personas. Se pidió ayuda a Limón para más personal, pero fue imposible hallar a los responsables”, expresó.

El OIJ confirmó que los sospechosos usaron un arma de grueso calibre, posiblemente un fusil AK-47, por el tipo de casquillos que hallaron en el lugar y los daños ocasionados en las paredes.

En cuanto a los afectados, el herido en condición más delicada es de apellidos Urbina Marenco, de 25 años. Se presume que era el blanco del ataque. Este hombre fue investigado como sospechoso de un intento de homicidio.

Sobre los otros afectados, se trata de tres hombres de apellidos Miranda (27 años), Durán (21) y Barquero (54), así como una mujer de apellido Fernández, de 27 años. Las autoridades reportaron que están fuera de peligro.

Etiquetado como: