OIJ trata de conocer detalles de los nexos laborales y personales de víctima

Por: Carlos Arguedas C. 11 septiembre, 2013

Grecia. La Policía Judicial admitió ayer martes que cuenta “con muy pocos datos” sobre el homicidio de un abogado ocurrido el el lunes poco después de las 6 p. m. en el centro de la ciudad de Grecia, Alajuela.

La víctima, quien quedó en el asiento del conductor, recibió los balazos cuando hacía un alto 150 metros al este del bar Saprissa, en el centro de Grecia. | RODOLFO BOLAÑOS PARA LN
La víctima, quien quedó en el asiento del conductor, recibió los balazos cuando hacía un alto 150 metros al este del bar Saprissa, en el centro de Grecia. | RODOLFO BOLAÑOS PARA LN

Francisco Segura Montero, director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) dijo que el fallecido (Enrique Alonso Vargas Alfaro, conocido como Manrique) era una persona que no cuenta con ninguna clase de antecedente.

“Se puede decir que tiene un perfil muy bajo. Solamente se tiene que en algún momento representó legalmente a una persona que luego fue asesinada a balazos, pero de ahí en adelante no tenemos nada”, manifestó el jefe policial.

Agregó que ahora corresponderá a los agentes judiciales comenzar a investigar quien era el fallecido y cuales eran los nexos laborales y hasta personales.

“En este momento no se puede descartar nada. No sabemos el móvil, así que no se puede descartar ninguna hipótesis” afirmó.

Hecho. Manrique Vargas fue asesinado el lunes poco después de salir de su oficina ubicada al costado oeste del parque central de Grecia.

Testigos dijeron a las autoridades que Vargas estuvo unos minutos en un puesto comprando tiempos y luego abordó su vehículo Toyota Four Ronner .

Vargas recorrió aproximadamente 400 metros. y cuando hizo un alto a 150 metros al este del bar Saprissa, dos sujetos que viajaban en una motocicleta se le acercaron y le dispararon en múltiples ocasiones. Los sujetos que vestían totalmente de negro escaparon en la carretera vieja entre Grecia hacia Alajuela. En tanto el carro de Vargas se fue hacia atrás y pegó con la verja de una vivienda.

La Policía Judicial informó que el cuerpo tenía 10 orificios de bala. Hasta ayer martes no se había determinado cuántos de entrada y cuántos de salida.

Manrique Vargas tenía su residencia en la comunidad de San Isidro de Grecia. Regularmente atendía casos en materia civil, principalmente, sobre temas relacionados con cobros judiciales.

Familiares del fallecido no quisieron hablar ayer con la prensa. Empero, trascendió que Vargas se convertiría en padre por primera vez, en un par de meses, ya que su esposa está embarazada.

Este hombre aparece como socio en ocho sociedades que se dedican a diferentes actividades. En ninguna de ellas figura como presidente, según consta en los documentos de esas sociedades en el Registro Nacional.

Con relación al caso penal donde representó a un fallecido, la Policía Judicial comunicó que no se podían suministrar detalles del hecho pues deben revisar el expediente que está en la fiscalía.

Asimismo, la oficina del abogado será revisada para tratar de localizar algunos documentos que ayuden en las pesquisas.

Etiquetado como: