8 junio, 2015
Jary Onel Torres Talavera falleció de una puñalada. | JULIO SEGURA.
Jary Onel Torres Talavera falleció de una puñalada. | JULIO SEGURA.

Cañas. El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) se encuentra tras la pista del homicida de Jary Onel Torres Talavera, un nicaragüense de 32 años que falleció la madrugada de este domingo, a la entrada del salón Majuce, en el centro de Bebedero de Cañas, Guanacaste.

El extranjero recibió una puñalada en el pecho y fue declarado fallecido en el sitio por socorristas de la Cruz Roja, alrededor de las 2:14 a. m.

El foráneo tenía cuatro años de vivir en Costa Rica. Hace como un año llegó a Bebedero para trabajar en la corta de caña en el ingenio Taboga,  comentó María Miranda, quien le vendía comida desde hace cuatro meses.

“Esto ha sido una noticia muy lamentable. Él era una gran persona y esperamos que se haga justicia”, expresó la mujer.

El sospechoso logró escapar, pero el OIJ  y la Fuerza Pública de Cañas ya lo tienen identificado y podría ser capturado en las próximas horas.

Al momento del crimen, se realizaba un baile dentro del salón. Ambos hombres comenzaron a discutir por razones que aún se desconocen, en un caso anterior bastante similar.

En marzo, en el centro de Bebedero y también en medio de una discusión, un individuo no identificado agredió con arma blanca a dos nicaragüenses, hiriendo a uno y matando al otro. Luego escapó del lugar.

En San Carlos. Alrededor de las 8:50 p. m. del sábado, hubo una pelea en el bar Los Horcones, en La Fortuna de San Carlos.

Como resultado, dos nicaragüenses quedaron con heridas por arma de fuego.

Según el OIJ, los extranjeros llegaron al establecimiento, pero el guarda de seguridad los sacó porque siempre causan problemas. Poco después regresaron con unas botellas y el vigilante les disparó en su defensa.

Las víctimas fueron identificadas como Noel Martínez Rodríguez, de 30 años, quien recibió un balazo en el tórax que le afectó un pulmón y su condición es grave.

El otro dijo llamarse Gerardo Borges, de 24 años, quien recibió heridas leves en las piernas.

El guarda, de apellido Herrera, fue detenido en el sitio.

Etiquetado como: