Por: Carlos Láscarez S. 6 septiembre, 2015
Junto a su Toyota Hi Lux murió el comerciante. | REINER MONTERO
Junto a su Toyota Hi Lux murió el comerciante. | REINER MONTERO

Pococí. Un pistolero enmascarado y con una peluca, asesinó de dos balazos, este sábado, a un vendedor de ropa, tipo polaco, para robarle un pequeño maletín, donde cargaba dinero.

El crimen ocurrió a eso de la 1:45 p. m., dentro de una planta procesadora de tubérculos situada en la comunidad de San Bosco de La Rita de Pococí, confirmó la Fuerza Pública.

El comerciante fallecido fue identificado como José Manuel Mora Elizondo, de 50 años, quien solía llegar, junto a un ayudante, a bordo de un pick-up Toyota Hi Lux, cada fin de semana, a vender sus prendas. Este habitaba en Cariari.

Mora también se dedicaba a cambiarle el pago a los trabajadores, a quienes les acostumbran cancelar con cheques, debido al temor que mantienen los patronos de ser asaltados.

En el momento en que Mora pretendía abandonar el sitio, fue sorprendido por el pistolero, quien le arrebató el maletín y le disparó, al menos, dos veces a un costado del tórax.

Al ver a su patrono herido, un ayudante, cuya identidad no trascendió, tomó una escopeta de calibre 12 y disparó contra el asaltante sin impactarlo.

El hombre corrió unos 300 metros y llegó hasta el cauce del río San Rafael, donde fue visto por varios vecinos, quienes alertan a la Fuerza Pública.

Minutos después, la Policía detuvo al sospechoso dentro de una vivienda. Estaba mojado y en su cabeza tenía restos de cabello largo, el cual era falso. No trascendió la identidad del detenido, de entre 20 y 25 años.

Agentes del OIJ de Guápiles descubrieron dentro de la casa del sospechoso una bolsa transparente con dinero, la cual pesaba más de 7 kilos, propiedad del vendedor asesinado.

Familiares de Mora, quienes se presentaron a la planta procesadora, debieron ser atendidos por la Cruz Roja, debido a un cuadro de crisis nerviosa.

A la par del cuerpo se encontraron varios casquillos de calibre 3.80, los cuales fueron recogidos por la Policía Judicial.