Vecinos de Santa Fe de Los Chiles vapulearon a uno de los sospechosos

Por: Carlos Láscarez S. 15 febrero, 2015

Los Chiles. Un peón agrícola oriundo de Nicaragua murió asesinado a balazos ayer, luego de que intentó evitar que tres ladrones asaltaran un minisúper propiedad de su patrón.

El ataque ocurrió a las 4 a. m. dentro del minisúper Santa Fe, situado en el poblado del mismo nombre y a cuatro kilómetros del cordón fronterizo.

La víctima fue identificada como José Sabino Zelaya Tenorio, de 39 años, quien recibió cinco disparos; dos en el abdomen, dos en el pecho y otro en la rodilla, confirmó el OIJ.

Agentes del OIJ de Los Chiles hallaron diversas evidencias dentro y fuera del minisúper Santa Fe; entre estas, una camisa ensangrentada. El cuerpo del peón asesinado de cinco balazos fue remitido a Medicatura Forense, en San Joaquín de Flores. | FOTOS: CARLOS HERNÁNDEZ
Agentes del OIJ de Los Chiles hallaron diversas evidencias dentro y fuera del minisúper Santa Fe; entre estas, una camisa ensangrentada. El cuerpo del peón asesinado de cinco balazos fue remitido a Medicatura Forense, en San Joaquín de Flores. | FOTOS: CARLOS HERNÁNDEZ

El negocio afectado y principal de la zona, es propiedad de Guillermo Godínez Pineda, de 61 años, quien manifestó que Sabino tenía un mes de laborar con él, luego de que había llegado de Nueva Guinea, en el departamento de Zelaya Central.

La particularidad del comercio es que allí los trabajadores de varias fincas piñeras hacen efectivo los cheques cada dos semanas y ayer correspondía el pago.

De acuerdo con Godínez, el empleado se dirigía a la lechería cuando notó que uno de los portones del negocio había sido violentado, por lo que decidió devolverse y alertarlo.

Imagen sin titulo - GN
Imagen sin titulo - GN

El primero en caminar hacia el negocio fue Godínez, quien fue sorprendido por tres sujetos que portaban armas cortas. Después se dio un forcejeo donde resultó baleado Zelaya. Una hija del dueño sufrió el roce de una bala.

Enfrentó a ladrones . El comerciante dijo que una vez que comprobó que los tipos habían acabado con la vida de su empleado no dudó en enfrentarlos.

“Al ver a José ya muerto me dio mucho coraje y los enfrenté, por lo que me golpearon en la cabeza, la frente y los brazos”, manifestó indignado Godínez.

Dos de los asaltantes lograron huir con rumbo desconocido, mientras que un tercero de apellido Reyes no pudo escapar, por lo que fue vapuleado por un grupo de vecinos de la zona.

Debido a sus lesiones fue trasladado hasta el hospital de Los Chiles, donde anoche lo reportaron delicado por un trauma abierto en la cabeza. Luego fue llevado al hospital de San Carlos para que lo valorara un oftalmólogo. Del sitio los sujetos lograron sustraer unos ¢2 millones en efectivo, dos celulares y una caja registradora con monedas.