La menor, de 12 años, dejó de asistir al colegio y no salía de la vivienda

 25 marzo, 2015
El sospechoso, de apellido Arauz y de 32 años, fue detenido a eso de las 4:30 p. m., en la humilde vivienda donde residía con su compañera y tres hijos de ella, en cuenta la menor agredida. Las autoridades indicaron que este hombre se dedica a trasladar a extranjeros indocumentados. | CARLOS HERNÁNDEZ
El sospechoso, de apellido Arauz y de 32 años, fue detenido a eso de las 4:30 p. m., en la humilde vivienda donde residía con su compañera y tres hijos de ella, en cuenta la menor agredida. Las autoridades indicaron que este hombre se dedica a trasladar a extranjeros indocumentados. | CARLOS HERNÁNDEZ

Los Chiles. Durante todo un año, un padrastro mantuvo encerrada a su hijastra de 12 años en la vivienda para violarla.

El hombre incluso la sacó del colegio, donde cursaba el sétimo año, y aproximadamente desde abril del año pasado, le impidió salir de la casa.

Al parecer, también la explotaba sexualmente, pues terceros pagaban por violarla.

Este caso ocurrió en una casa en mal estado, en el centro de Los Chiles de Alajuela, en la zona norte del país. Por las agresiones, la Fiscalía de la zona, junto con oficiales de la Fuerza Pública y del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), detuvieron ayer al sospechoso, de apellido Arauz y de 32 años.

La aprehensión se realizó a eso de las 4:30 p. m., cuando el individuo estaba en la vivienda, junto con su compañera sentimental, quien tiene unos 30 años y está embarazada. En la casa también estaban otros dos hijos de ella, de cuatro y cinco años.

Funcionarios del Patronato Nacional de la Infancia (PANI) de la zona se llevaron a los tres menores, mientras la madre intentaba oponerse. La Fiscalía indicó que Arauz afrontará cargos por violación y privación de libertad. Además, tiene otro proceso judicial pendiente por el delito de robo agravado.

Al parecer, la pareja convivía desde hace poco más de un año, casi al tiempo en que dieron inicio las violaciones.

Silencio obligado. De acuerdo con la pesquisa de la Fiscalía, el padrastro retenía a la niña para que ella no lo denunciara.

La ausencia de la menor, junto con otras actividades extrañas, llevaron a vecinos a presentar denuncias anónimas ante la Fiscalía y la Policía, según lo confirmó anoche John Rodríguez, fiscal a cargo del caso.

Supuestamente, Arauz amarraba a la hijastra a una silla para cometer las agresiones sexuales. Las autoridades creen que la madre recibía amenazas de muerte y que por eso callaba.

Los vecinos aseguran que, al menos en dos ocasiones, durante la noche, se escucharon disparos en la vivienda. Olegario Guadamuz, vecino del lugar, relató que a la familia se le veía salir poco y que, además, casi no se relacionaba con los lugareños.

La madre de los menores está embarazada. Ella intentó oponerse a que los funcionarios del PANI se llevaran a sus hijos. No obstante, con el respaldo de la Fiscalía se hizo el retiro. | CARLOS HERNÁNDEZ
La madre de los menores está embarazada. Ella intentó oponerse a que los funcionarios del PANI se llevaran a sus hijos. No obstante, con el respaldo de la Fiscalía se hizo el retiro. | CARLOS HERNÁNDEZ

Las investigaciones también revelaron que el sospechoso, de nacionalidad nicaragüense, se dedica al traslado de personas extranjeras indocumentadas.

Etiquetado como: