Presentaba disparos en cráneo, cara y tórax

Por: Hugo Solano 27 noviembre

Elizabeth Jiménez Villafuerte, madre de dos menores, asesinada el domingo en Alajuelita, no portaba teléfono celular y llevaba poco dinero en efectivo y algunas pertenencias en el bolso pequeño que le robaron.

El director del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), Wálter Espinoza, dice que Jiménez, de 29 años, presentaba tres impactos de bala, uno en el cráneo, otro en la cara y uno en el tórax.

El OIJ cree que un asalto violento motivó el asesinato, pero investiga por qué se ensañaron contra ella. Se trata de recabar con vecinos la mayor cantidad de datos para intentar resolver el caso, ya que no se descartan otros móviles que pudiesen haber generado el crimen, aunque la mujer no tenía antecedentes judiciales.

Una calle solitaria, por donde los peatones deben pasar para sus diligencias, ubicada del cementerio 100 metros al oeste, fue el escenario para el asesinato de Elizabeth Jiménez, de 29 años.Foto Alonso Tenorio
Una calle solitaria, por donde los peatones deben pasar para sus diligencias, ubicada del cementerio 100 metros al oeste, fue el escenario para el asesinato de Elizabeth Jiménez, de 29 años.Foto Alonso Tenorio

De momento, no hay pistas de los asesinos y se tienen pocos indicios, ya que el asesinato ocurrió en una zona muy solitaria.

El cuerpo fue divisado en vía pública por el conductor de un vehículo que pasaba por el sitio y avisó a la Policía.

Es un lugar despoblado, en las cercanías del cementerio y que no tiene vecinos cercanos; es una carretera que está en una especie de cuesta, acotó Espinoza.

Dijo que el sitio se presta para esas acciones delictivas porque es muy usado por peatones y es muy solitario. La fallecida iba para su trabajo cuando fue sorprendida por los delincuentes.

El jefe policial precisó que en los 331 días transcurridos de este año se contabilizan 538 asesinatos, diez más que en igual período del 2016.

El 70% han sido cometidos con armas de fuego.

Los feminicidios, las venganzas, el sicariato y los crímenes relacionados al tráfico de drogas están entre las principales causas de los homicidios, al igual que en años anteriores.

Espinoza dijo que corresponde al Estado atender los factores sociales como generación de empleo, mejoras en temas educativos y recuperación de espacios recreativos, para ayudar a bajar el índice de violencia en nuestro país que, al ser superior a 11 homicidios por cada 100.000 habitantes, es calificado como epidemia por la Organización Mundial de la Salud.

Etiquetado como: