Víctima, de 64 años, fue amordazada, y tenía las manos y los pies amarrados

Por: Carlos Arguedas C. 20 marzo, 2014

San Isidro de El General. Una mujer de 64 años fue asesinada al parecer a golpes por desconocidos que ingresaron en su casa, de donde se llevaron electrodomésticos y un vehículo marca Daihatsu Terios.

Este hecho se produjo en una propiedad ubicada en Peñas Blancas, distrito de El General de Pérez Zeledón, San José.

Se supone que el homicidio ocurrió en la noche del martes o la madrugada del miércoles, pero fue descubierto ayer a las 11:30 a. m., cuando a un familiar de la mujer le llamó la atención ver una ventana y una puerta abiertas.

La víctima fue identificada por el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) y la Fuerza Pública como María Esquivel Ramírez.

Ella era miembro de una familia propietaria de varias fincas dedicadas a la ganadería y a la siembra de caña de azúcar.

Uno de los hermanos de la mujer, Santana Esquivel, fue diputado por el Partido Liberación Nacional (PLN) durante el periodo 1990-1994. Aunque ayer se encontraba en el sitio del suceso, prefirió no hacer ningún comentario.

En esta vivienda, en Peñas Blancas de Pérez Zeledón, fue hallada muerta ayer por un familiar María Esquivel Ramírez, de 64 años y quien vivía sola. El OIJ levantó el cuerpo a las 4 p. m. | ALEJANDRO MÉNDEZ
En esta vivienda, en Peñas Blancas de Pérez Zeledón, fue hallada muerta ayer por un familiar María Esquivel Ramírez, de 64 años y quien vivía sola. El OIJ levantó el cuerpo a las 4 p. m. | ALEJANDRO MÉNDEZ

Móvil. El OIJ informó en un boletín de prensa de que la víctima fue localizada en una de las habitaciones de la vivienda amordazada y con las manos y los pies amarrados con mecates.

Asimismo, se detalló que el cuerpo presentaba señales de golpes en la cabeza y en un ojo. Para la Policía Judicial, algunas de esas lesiones le podrían haber ocasionado la muerte.

También se indicó que el interior de la vivienda, de madera y donde la víctima vivía sola, se encontraba muy desordenado.

El OIJ confirmó que faltaban pantallas y otros objetos de valor. Hasta ayer se desconocía si los homicidas se llevaron dinero.

María Esquivel fue calificada por vecinos como una persona amable y colaboradora.

Noemy Picado, la vecina que vive a unos 100 metros de distancia, dijo que no escuchó ni vio nada anormal. “No sabía nada. A mí me avisaron por teléfono y al rato fue cuando vi que ya estaba la Policía en la casa”.

Marjorie Hidalgo, otra vecina, dijo que la última vez que vio a María Esquivel fue el martes en la noche.

“Pasé en bicicleta frente a la casa y la vi cuando guardaba el carro. Eso fue como a las seis de la noche y no vi nada raro”, manifestó .