Policía dice que, al parecer, se burlaron de arma que portaba y le piropearon la novia

 16 junio, 2014

Un hombre armado se molestó por algo que le dijeron desde una licorera y disparó en múltiples ocasiones contra el negocio, dejando heridos en cinco clientes del lugar.

El ataque ocurrió alrededor de las 11 p. m. del sábado, en Lomas del Río, en Pavas.

Una mujer de apellido Molina, de 23 años y cuatro hombres, resultaron víctimas de los impactos de bala. Tres de los sujetos fueron identificados con los apellidos Núñez (27 años), Mendoza, (29), Villalta (30). Del otro, de unos 30 años, se desconoce la identidad.

Los heridos fueron trasladados en vehículos particulares al Hospital San Juan de Dios, donde se reporta a Núñez en condición grave debido a que recibió un balazo en su columna. Los demás se encuentran en condición estable, informaron las autoridades.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) comunicó que Mendoza fue impactado en la pierna izquierda, Villalta tenía una herida en el muslo derecho y la mujer recibió un balazo en el costado izquierdo del cuerpo. Al hombre que no ha sido identificado, una bala le rozó un antebrazo.

Los vehículos también fueron baleados por el agresor, quien huyó del sitio, por lo que la Policía Judicial inició una pesquisa para dar con su paradero.

Molestia. Según la indagación preliminar del OIJ, los ofendidos se encontraban en el interior del local comercial cuando el sospechoso pasó por la calle portando un arma de fuego lo que, supuestamente, fue aprovechado por uno de los clientes de la licorera para hacer un comentario burlesco.

Según Roberto Mora, subjefe de la Fuerza Pública de Pavas, ellos dieron con otra versión, según la cual, al parecer el agresor iba en compañía de su novia y uno de los hombres que estaba en el negocio le habría dicho algún piropo.

Los relatos de testigos señalan que, como reacción, el sujeto muy molesto empezó a disparar hacia el comercio.

“Manejamos la versión de que los involucrados se encontraban ingiriendo licor, lo que pudo encender los ánimos”, agregó Mora.

La Fuerza Pública informó de que, con las declaraciones de los afectados y vecinos, se tiene una sospecha de quién fue el atacante.

No obstante, el OIJ aclaró ayer que todavía no tienen sospechosos identificados, ni detenidos por este caso que sigue en investigación.

Los agentes judiciales llegaron al sitio para realizar una inspección y recoger testimonios, así como indicios balísticos. También revisaron los vehículos en los que se transportaron los heridos.